Cargando contenido

AFP


La Cancillería de Colombia condenó el ataque perpetrado el viernes pasado contra un autobús en el que viajaban cristianos en la provincia de Minia, en el sur de Egipto, y que causó al menos 29 muertos y 13 heridos.


Por medio de un comunicado la cancillería condenó este atentado terrorista y expresó su solidaridad al Gobierno de Egipto y también a las familias de los fallecidos.


El autodenominado Estado Islámico ha asumido la autoría de este ataque y reiteró que siguen en pie de guerra no sólo contra occidente sino contra cualquier manifestación religiosa por fuera del Islam.


Hay que recordar que cuando se habla del pueblo cristiano copto hace referencia a los egipcios que profesan algún tipo de fe cristiana, católica o evangélica y por está razón son considerados como infieles y objetivo militar de los grupos extremistas islámicos.


RCN Radio y EFE