Cargando contenido

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Nikki Haley.
Nikki Haley.
AFP

La candidata republicana Nikki Haley ha asegurado que piensa seguir en la carrera por las presidenciales del partido contra Donald Trump pese a la severa derrota sufrida, en la que el expresidente le ganó por más de veinte puntos.

"Soy una mujer de palabra. No voy a abandonar esta pelea cuando una mayoría de americanos desaprueba tanto a Donald Trump como a Joe Biden", dijo a sus seguidores en una fiesta que estaba convocada para celebrar su esperada victoria.

Añadió que siente la "obligación" de dar a los electores que celebrarán primarias en los próximos estados una opción distinta a la de Biden/Trump.

"En los próximos diez días, 21 estados y territorios van a hablar. Tienen derecho a tener opciones de verdad, no una elección de estilo soviético con un solo candidato. Y es mi obligación darles esa opción", concluyó.

Es decir, Haley mantiene su promesa -que formuló hace unos días- de aguantar en la carrera hasta el conocido como supermartes, cuando 16 estados eligen al candidato republicano y dejan así la suerte echada. 

Más información: Donald Trump ganó las primarias Republicanas en Carolina del Sur

Biden pide apoyo para derrotar a Trump

 El presidente y candidato a la reelección por el Partido Demócrata, Joe Biden, hizo un llamado hoy a los votantes a apoyarle en las urnas en los comicios de noviembre para derrotar al republicano Donald Trump, de quien dijo "representa una amenaza para el futuro" del país.

"Estados Unidos cree en defender nuestra democracia, luchar por nuestras libertades personales y construir una economía que brinde a todos una oportunidad justa", afirmó el demócrata.

Acto seguido hizo un llamado a los republicanos, demócratas e independientes "que comparten nuestro compromiso con los valores fundamentales de nuestra nación" a que se les unan.

"Todos los días, recordamos la amenaza que Trump representa para nuestro futuro mientras los estadounidenses lidiamos con el daño que dejó", afirmó al señalar que el republicano "se jacta" de ser el responsable de que se haya revocado la ley que permitía el aborto desde hace 50 años en el país.

Dijo que esa decisión del Tribunal Supremo de EE.UU. abrió la puerta a la prohibición del aborto a las seis semanas, a sanciones penales para los médicos y, ahora, a la negación de tratamientos de fertilidad a familias que intentan desesperadamente tener hijos.

"Todavía estamos reconstruyendo la economía después de que Trump perdiera millones de empleos bien remunerados", aseguró y también recordó el asalto al Capitolio federal el 6 de enero de 2021.

De interés: Gustavo Petro "está hundiendo a los colombianos", dice Javier Milei

Ese día miles de personas irrumpieron de forma violenta en el edificio del Congreso, en Washington, para intentar impedir la ratificación de la victoria electoral de Biden espoleados por las falsas acusaciones de fraude vertidas por Trump.

"En 2020, me postulé para presidente porque el alma misma de Estados Unidos estaba en riesgo", afirmó.

"A pesar de la amenaza que representa Trump, le diré nuevamente al pueblo estadounidense: nunca me he sentido más optimista sobre lo que podemos hacer si nos unimos", reiteró. 

Fuente

Sistema Integrado de Información y EFE

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.