Nikolas Cruz activó la alarma de incendios para lograr que los pasillos de la escuela se llenaran y, así, poder abrir ráfagas de balas.

Tiroteo en escuela de Estados Unidos
Salida de estudiantes en medio del tiroteo en una escuela secundaria de Estados Unidos
AFP

Un fiscal del estado estadounidense de Florida presentó formalmente este jueves cargos por 17 asesinatos con premeditación contra un joven de 19 años, apuntado como el responsable por la matanza de la víspera en una escuela secundaria.

La policía identificó al joven como Nikolas Jacob Cruz, quien había sido alumno de esa escuela y resultó expulsado por problemas de disciplina. Además de las 17 víctimas fatales, otras 15 personas resultaron heridas en el tiroteo.

Cruz fue detenido por la policía en las inmediaciones de la propia escuela poco después de la masacre.

De acuerdo con la policía, en poder de Cruz fueron hallados numerosos 'magazines' (cargadores de munición para armas semiautomáticas) y un poderoso fusil AR-15.

En redes sociales, Cruz exhibía una obsesión con armas de fuego y cuchillos, y según testimonios de sus excompañeros de colegio mostraba un comportamiento agresivo que terminó motivando su expulsión del establecimiento.

El presidente Donald Trump hará un pronunciamiento a la nación este jueves sobre la masacre, y al mismo tiempo ordenó el izado de las banderas a media asta en los edificios públicos.

Fuente

Encuentre más contenidos

Fin del contenido