Cargando contenido

Trump no ve con buenos ojos que los judíos votan por los demócratas.

Donald Trump señala a los judíos que quieran votar por demócratas
Donald Trump
AFP

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, recibió una ola de críticas por acusar a los judíos que votan por los demócratas de "deslealtad", pero también puso en evidencia el malestar de algunos miembros de esa comunidad con el partido opositor.

Trump, que se ha posicionado como un acérrimo aliado de Israel, hizo esos comentarios al criticar a los políticos demócratas que apoyan un boicot a ese país de Medio Oriente.  

"¿A dónde ha ido a parar el Partido Demócrata?", dijo Trump, que agregó: "Creo que cualquier judío que vote a un demócrata (...) muestra una falta total de conocimiento o una gran deslealtad".

Consultado por sus dichos antes de volar hacia Kentucky, Trump, fiel a su estilo, redobló: "Si votas a un demócrata, estás siendo muy desleal a los judíos y estás siendo muy desleal hacia Israel". 

La comunidad judía de Estados Unidos se estima en más de cinco millones de personas, de las que 80% votaron al Partido Demócrata en las elecciones de mitad de mandato en 2018 según el Pew Research Center.

Lea aquí: Trump arremete contra Dinarmaca por no querer vender Groenlandia

Algunos de sus integrantes denunciaron la noción de lealtad del presidente y lo acusaron de alimentar el antisemitismo.

"No está muy claro qué es lo que el presidente intentó decir en cuanto a la deslealtad de los judíos" al votar a los demócratas, dijo a CNN el director ejecutivo de la Liga Antidifamación, Jonathan Greenblatt. "Aunque no fue exactamente claro sobre eso, yo seré muy claro: fue antisemita".

El presidente "no tiene derecho a decirle a los judíos estadounidenses lo que es mejor para nosotros o exigir nuestra lealtad", dijo Halie Soifer, directora ejecutiva del Consejo Demócrata Judío de Estados Unidos.

Las críticas de Trump se han multiplicado en Twitter con el hashtag #DisloyaltoTrump ("#DeslealaTrump"), así como #KingofIsrael ("#ReydeIsrael"), luego de que el presidente tuiteó de forma aprobatoria una cita que se refería a él de esa manera.

Bloque desunido

Más allá de esta reciente controversia, algunos judíos neoyorquinos dicen que sienten cada vez más incomodidad con ciertas posiciones adoptadas por el Partido Demócrata.

Trump "no debería haberlo dicho", dijo Ben Mizrachy, un jubilado de 80 años. "No me gusta que a los judíos nos metan en discusiones político-partidarias".

"Pero la verdad del asunto es que algunos judíos, incluso los que han votado a los demócratas como yo, están siendo decepcionados por el partido", porque sus líderes no están reaccionando lo suficiente a lo que parece antisemitismo por parte de algunos de sus miembros, dijo.

La brecha entre el Partido Demócrata e Israel "ha ocurrido durante un tiempo pero ha sido más drástica en los últimos cuatro a ocho años", dijo Shmuel Asher, de 35 años, un votante demócrata registrado que sin embargo dice que está listo para apoyar a Trump en las presidenciales de 2020.

Asher basa su decisión en dos acciones del presidente: la mudanza de la embajada estadounidense en Israel de Tel Aviv a Jerusalén y la salida del pacto nuclear con Irán, un acuerdo que había sido criticado por Israel.

Susan Bardfield, una jubilada de 73 años, dice por el contrario que se mantiene como una firme demócrata y más anti-Trump que nunca. "Es un idiota, nada que salga de su boca es de ayuda".

Le puede interesar: México rechaza ley de detención prolongada de menores migrantes en EE.UU.

Bardfield reconoce que los judíos "no son un bloque unido", y como el resto del país, están particularmente divididos con respecto a Trump.

"La mayoría de los judíos que conozco que votan a Trump lo hacen por Israel", dijo. "Como dicen, si tienes cinco judíos en un salón, tendrás seis opiniones".

Fuente

AFP

Encuentre más contenidos

Fin del contenido