Cargando contenido

La mujer trabajaba desde el año 2006 en el área administrativa.

Robots utilitarios en Japón
Un robot desarrollado por el fabricante de piezas de automatización Omron recoge un artículo de un estante durante una demostración en la Cumbre Mundial de Robots.
BEHROUZ MEHRI / AFP

Desde hace 13 años una mujer trabajaba en el área administrativa de  la empresa de turismo Lopesa, cuya sede se encuentra en Gran Canaria y que cuenta con miles de empleados.

Pero en diciembre del año pasado le comunicaron a la empleada que por causas técnicas debía salir de la compañía.

Por tanto, ella expuso el caso ante la justicia española la cual ha fallado a su favor porque declaró "improcedente la rescisión de contrato de una trabajadora de dicha multinacional”.

Lea también: Los tesoros de Hollywood que serán subastados el próximo mes

En el comunicado que se ha conocido en medios dice, "la automatización mediante bots o robots con la única excusa de reducir costos viene a significar lo mismo que reducir el derecho al trabajo para aumentar la libertad de empresa".

Hablamos con Óscar Dueñas, de Cymetrya y consultor en tecnología, quien advirtió que desde hoy a diez años se deben crear nuevos empleos.

“Se estima que el 30 % de la fuerza laboral mundial va a tener que buscar un nuevo trabajo de aquí al 2030 y todo esto por culpa de la automatización, de los robots”, afirmó Óscar.

Así mismo, se conoció que la multinacional reemplazó a la mujer por el  programa RPA (Automatización Robótica de Procesos) y según el tribunal, esta máquina realiza tareas desde las 5 de la tarde hasta las 6 de la mañana en los días laborales y "en los festivos trabaja 24 horas".

Así que, según los expertos y estudios, casi nadie se salvará de esta  revolución.

Lea más: Google acepta que ha escuchado conversaciones de sus usuarios

“Así como la tecnología básicamente va a reemplazar algunos cargos o puestos laborales, también se tiene evidencia histórica que la tecnología crea más cargos que los que destruye”, aseguró el experto.

Y agregó: ¿Cuál es la clave de esto?, que se tiene que desarrollar una fuerza laboral con competencias nuevas para lo que viene ahora y es la cuarta revolución industrial.

Así las cosas, se eliminaran unas profesiones y oficios, pero se crearán otras que es en lo que deben trabajar los Gobiernos, especialmente con el área de educación para formar profesionales con un perfil necesario para la industria.

Finalmente, volviendo al caso de la mujer en España, lo cierto es que por el momento la deberán reintegrar o darle una indemnización de despido de más de 28.000 euros.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido