Cargando contenido

El presidente señaló que las protestas de octubre afectaron la economía del país en más de 800 millones de dólares.

Lenín Moreno
AFP

El presidente de Ecuador, Lenín Moreno, aseguró este lunes que seguirá adelante con las reformas económicas a pesar de las violentas protestas de octubre pasado y volvió a pedir una "solución democrática viable" para Venezuela frente el gobierno "autoritario y dictatorial" de Nicolás Maduro.

"Pero claro que sí" que continuaremos con las reformas, afirmó Moreno en una entrevista en el foro de Davos, Suiza, donde participa hasta el viernes en varias de las reuniones previstas en esta reunión anual de la élite política y económica mundial.

"La verdad es que las protestas de octubre afectaron bastante a la economía en casi más de 800 millones de dólares, lo cual para la economía ecuatoriana es una buena cifra", reconoció.

En octubre, el anuncio del presidente de que iba a suprimir los subsidios a los combustibles —en el marco de medidas pactadas con el Fondo Monetario Internacional (FMI)— desató protestas durante varios días que dejaron diez muertos y más de 1.300 heridos. 

Le puede interesar: ¿Con visita de Mike Pompeo EE.UU. retoma los asuntos de América Latina?

Las protestas de octubre estuvieron marcadas por la violencia, que el presidente ecuatoriano atribuye en parte a los partidarios de su predecesor y exaliado, Rafael Correa, ahora instalado en Bélgica y perseguido por la justicia ecuatoriana por corrupción.

"Lastimosamente a esas manifestaciones totalmente legales y constitucionales acompañaron unos grupos vandálicos (...) Estaban tratando de quemar las pruebas de corrupción del gobierno anterior", aseguró.

Por otra parte Moreno volvió a pedir una solución viable para Venezuela y reiteró su apoyo al líder opositor Juan Guaidó, reconocido como presidente encargado del país por medio centenar de países, frente al gobierno "autoritario y dictatorial" de Nicolás Maduro.

"El Ecuador, país solidario como es, ha acogido a unos 400.000 venezolanos y ha otorgado una visa humanitaria a 160.000. Es la actitud de un país hermano pero al mismo tiempo exigimos (...) una salida democrática viable para la democracia en Venezuela", aseguró.

Tras burlar la prohibición de salida de Venezuela, Guaidó viajó a Colombia el domingo y tiene previsto visitar Bruselas, donde se reunirá con el jefe de la diplomacia europea, y luego acudirá al foro de Davos, donde también estará el presidente Iván Duque.

Fuente

AFP

Encuentre más contenidos

Fin del contenido