AFP


El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, hizo un llamado al "poder constituyente originario" para que "la clase obrera" convoque a una Asamblea Nacional Constituyente, al señalar que no tiene otra alternativa y que de esta forma se logrará la paz y será vencido "el golpe de Estado".


"Anuncio que en uso de mis atribuciones presidenciales como jefe de Estado constitucional, de acuerdo con el artículo 347 convoco al poder constituyente originario para que la clase obrera y el pueblo en un proceso nacional constituyente convoque a una Asamblea Nacional Constituyente", dijo Maduro en un acto de masas con obreros en Caracas.

Al respecto del anuncio, la oposición llamó  a rebelarse contra la convocatoria del presidente Nicolás Maduro a una Asamblea Constituyente, advirtiendo que reafirma un "golpe de Estado" para evadir elecciones.

"Es una estafa para engañar al pueblo con un mecanismo que no es otra cosa que agravar el golpe de Estado y buscar con la Constitución destruir la propia Constitución, la democracia y el voto", denunció en rueda de prensa Julio Borges, presidente del Parlamento, de mayoría opositora.

"Llamamos a rebelarse al pueblo y no aceptar este golpe de Estado. Lo que está proponiendo Maduro en su desesperación es que Venezuela más nunca logre votar en unas elecciones directas, libres y democráticas", agregó el diputado sobre la propuesta para cambiar la Carta Magna.

Maduro explicó que la nueva Asamblea Nacional Constituyente estará conformada por "constituyentistas" electos por voto popular por el pueblo, para "fortalecer la constitución pionera, la sabia, la bolivariana de 1999" que fue impulsada por el fallecido presidente Hugo Chávez (1999-2013) cuando llegó al poder.

"Anuncio la convocatoria al poder constituyente originario, al proceso popular constituyente para lograr la paz, para vencer el golpe de Estado y para perfeccionar el sistema económico, social y político del pueblo", dijo y señaló que quiere que las llamadas misiones o programas sociales se integren a la Carta Magna.

Además, el mandatario venezolano, agregó que, "va a ser una Constituyente electa con voto directo del pueblo para elegir a unos 500 constituyentistas aproximadamente, unos 200, 250 electos por la base de la clase obrera, de las comunas, de las misiones, de los indígenas".

 

Por su parte, Julio Borges, presidente de la Asamblea Nacional,  anunció manifestaciones contra dicha convocatoria: un "cacerolazo" la noche de este lunes en el oeste de Caracas, un bloqueo de calles por dos horas el lunes en la mañana y una "mega-acción de calle" el miércoles.


Por: EFE