Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Ricardo Salles, ministro de Ambiente de Brasil
Ricardo Salles, ministro de Ambiente de Brasil
AFP

La policía brasileña allanó este miércoles dependencias del Ministerio de Medio Ambiente y la casa del ministro Ricardo Salles, en una investigación sobre corrupción y exportación ilegal de madera, según documentos judiciales. 

La Policía Federal, que cumple allanamientos en Brasilia, Sao Paulo y en el estado de Pará, identificó un "grave esquema criminal de carácter transnacional", en el cual estarían "implicadas autoridades (...), entre ellas el actual ministro de Medio Ambiente, Ricardo de Aquino Salles, así como funcionarios públicos y personas jurídicas", según la decisión de un juez de la corte suprema que autorizó las investigaciones. 

La operación pretende "investigar delitos contra la administración pública", entre ellos corrupción, prevaricación y "especialmente facilitación del contrabando, practicados por agentes públicos y empresarios del ramo maderero", precisó. 

Lea aquí: Abogado que se hizo famoso por apuntar con fusil a manifestantes se postulará al Senado de EE.UU.

Los agentes allanaron también la casa del ministro de Medio Ambiente, Ricardo Salles, en Sao Paulo, de acuerdo con la prensa brasileña. La asesoría del ministerio no se posicionó de inmediato. 

"Además de los allanamientos, la corte suprema determinó apartar preventivamente de sus cargos a diez agentes públicos que ocupan posiciones de confianza" en el órgano de regulación ambiental Ibama y en el ministerio, añadió la Policía Federal. Entre ellos figura el presidente del Ibama, Eduardo Bim, de acuerdo con el periódico O Globo.

"Las investigaciones fueron iniciadas en enero de este año a partir de informaciones obtenidas con autoridades extranjeras, que notificaron sobre posibles desvíos por parte de funcionarios brasileños en el proceso de exportación de madera", añadió la PF.

El gobierno del presidente Jair Bolsonaro es blanco de acusaciones de haber favorecido el repunte de la deforestación en los últimos años, reduciendo los recursos de los organismos de control y preconizando la apertura de la región amazónica a actividades agropecuarias y mineras.

Fuente

AFP

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.