Cargando contenido

Imagen tomada de redes sociales



Nahir Galarza, joven argentina que dijo haber matado en diciembre a su supuesto novio, envió una carta al Instituto Nacional de Mujeres (INAM) argentino en agradecimiento por "sus esfuerzos" y, como respuesta, el centro desmintió la ayuda y dijo que no tratará el caso hasta hablar con los abogados.

En la misiva, escrita a mano, publicada por el portavoz de la familia en las redes este miércoles y difundida por los medios argentinos, la joven de 19 años le pedía una entrevista a Fabiana Túñez, directora ejecutiva del Instituto, y le transmitía su "agradecimiento eterno por su intervención en el caso".

El INAM, por su parte, aclaró en un mensaje publicado en su página que la recepción de la documentación aportada por el vocero de la familia Galarza, Jorge Zonzini, "no implica en modo alguno un posicionamiento del INAM frente a la causa, ni debe inferirse de la misma una decisión de intervención activa por parte de este organismo".

En entrevista con el canal argentino Todo Noticias, Túñez reiteró el mensaje del INAM y aseguró que Zonzini sí les entregó documentación sobre el caso el pasado martes pero que no estaba incluida la carta, fechada en 31 de enero, y que "en ningún momento" han "intervenido en el caso".

"El instituto, como organismo, solamente interviene en los casos en donde hemos tenido acceso a la causa y diálogo donde hemos tenido acceso a los abogados o con la familia", insistió Túñez, quien aseguró que no reconocen a Zonzini como representante válido de la familia.

Asimismo, aclaró que el vocero de los Galarza les entregó una serie de conversaciones por WhatsApp entre Nahir y la víctima, Fernando Pastorizzo, de 20 años, y que vieron la carta más tarde en los medios.

La joven argentina lleva en prisión preventiva desde comienzos de enero, cuando un tribunal argentino lo pidió después de que Nahir confesara haber matado a Pastorizzo el pasado 29 de diciembre con la pistola de su padre, un policía.

Un argumento que baraja la defensa de la joven es que Pastorizzo ejercía violencia contra la chica, originaria de Gualeguaychú (municipio de la provincia de Entre Ríos cercano a Uruguay) y sería la razón por la cual podría enviar el caso al INAM.

La sentencia podría ser cadena perpetua si se comprueba que mantenía una relación sentimental con Pastorizzo, ya que en el caso de que no fueran novios, la pena sería menor.

Por: EFE