AFP



El secretario general de la OEA, Luis Almagro, cuestionó el martes las condiciones en que se desarrollarán las elecciones legislativas de Venezuela del 6 de diciembre, luego que la autoridad electoral de ese país rechazara una misión de observación del organismo.

Las condiciones "no están en estos momentos garantizadas al nivel de transparencia y justicia electoral", señaló Almagro en una carta abierta de 18 páginas remitida a la presidente de la Comisión Nacional Electoral de Venezuela, Tibisay Lucena.

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA) añadió que "ante la más mínima duda sobre el funcionamiento de la democracia, nuestro deber (...) es dar garantías a todos y no desviar la vista ni hacer oídos sordos a la realidad".

Por ello, añadió, "es preocupante que del análisis de esas condiciones tengamos que concluir que, hoy por hoy, las dificultades solamente alcanzan a los partidos de la oposición".

Entre los problemas verificados, Almagro destacó la prisión del dirigente opositor Leopoldo López, y mencionó que "desde hacía tiempo en nuestro continente no se daba que uno de los máximos dirigentes opositores estuviera preso cuando una elección".

También mencionó denuncias sobre dificultades de la oposición para acceder a los medios de comunicación, la inhabilitación de candidatos y las trabas para la obtención de recursos financieros.

 

 

En la misma jornada, a través de una cuenta de Twitter manejada por su esposa, López instó a acelerar un cambio político en Venezuela.

"No se puede esperar a las elecciones presidenciales del año 2019 (...) El cambio político en Venezuela tiene fecha y es el primer semestre de 2016", escribió López.

En el manuscrito fechado en la cárcel militar de Ramo Verde, en la periferia de Caracas, el dirigente explicó que dicho cambio abarca cuatro opciones: una "enmienda" constitucional, la "renuncia" o el referendo "revocatorio" del mandato de Maduro y una "constituyente".

Según López, los partidos que conforman la coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) acordaron en julio pasado llevar a cabo una "discusión profunda sobre cuál mecanismo activar para lograr el cambio".

AFP