Cargando contenido

"Los sistemas de salud sufren una presión sin precedentes a causa de la pandemia de covid-19", advierte.

Regreso de niños a colegios / coronavirus en Singapur
AFP

La ONU advirtió este lunes que unos 51.000 menores de cinco años corren peligro de muerte en Oriente Medio y el norte de África este año, si siguen perturbados los servicios de sanidad esenciales con la pandemia del nuevo coronavirus.

"Los sistemas de salud sufren una presión sin precedentes a causa de la pandemia de covid-19, y si bien no hay muchos casos de coronavirus entre niños en la región, es evidente que el virus afecta directamente su salud", subrayan la Organización de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) y la Organización Mundial de la Salud (OMS), en un comunicado conjunto. 

Le puede interesar: Alemania inyecta 300 millones de euros en laboratorio para vacuna contra el coronavirus

Si la perturbación de estos servicios esenciales de salud y nutrición continúa, "más de 51.000 niños menores de cinco años podrían morir en la región hasta fines de 2020", advierte el texto.

Esta "sombría perspectiva" es debida en particular a que "muchos trabajadores de la salud en primera línea han tenido que desviar sus esfuerzos para responder ante la epidemia de covid-19. 

Además, "las restricciones a los desplazamientos y los obstáculos económicos impiden todavía más el acceso de las poblaciones a la atención médica", señala el texto común. 

Vea también: Estadounidense fue condenado a 16 años de cárcel en Rusia por espionaje

La Unicef y la OMS llaman a "una reanudación completa y en total seguridad de las campañas de vacunación y de los servicios de nutrición, con estrictas medidas de prevención frente al virus".

La pandemia ha provocado más de 431.193 muertes y ha infectado a más de 7,8 millones de personas en todo el mundo desde su eclosión en diciembre en China, de acuerdo a un balance establecido por la AFP a partir de fuentes oficiales, el domingo a las 19h00 GMT.

Fuente

AFP

Encuentre más contenidos

Fin del contenido