Cargando contenido

AFP


El Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia pidió la evacuación urgente de 137 niños gravemente enfermos en Guta Oriental, la zona rebelde ubicada en las afueras de Damasco y sitiada por el Gobierno sirio.


"Mientras la violencia continúa intensificándose en Guta Oriental, miles de niños están sufriendo en silencio", aseguró en un comunicado el representante para Siria de Unicef, Fran Equiza.


"La situación empeora cada día. El sistema sanitario se desmorona y las escuelas llevan cerradas desde hace casi un mes. Los niños enfermos necesitan desesperadamente una evacuación médica", aseveró.


Unicef adujo que esos 137 niños, con edades comprendidas entre los siete meses y diecisiete años, sufren de fallos renales, malnutrición severa y de heridas relaciones por el conflicto.


Añadió que al menos cinco niños han perecido por no tener acceso a los cuidados médicos.


En Guta Oriental residen unas 400.000 personas, a las que no se le ha permitido prácticamente acceder a la asistencia humanitaria desde 2013, dijo el comunicado.


Unicef afirmó que casi el 12 por ciento de los niños menores de 5 años en Guta Oriental sufren de malnutrición aguda, el porcentaje más alto registrado desde el comienzo del conflicto en Siria, en 2011.


EFE