Cargando contenido

Los periodistas ya fueron puestos en libertad y por ahora no serán deportados

Periodistas prensa
AFP

El periodista Gonzalo Domínguez, corresponsal de la agencia EFE para Bogotá, narró en RCN Radio la incómoda situación que vivió esta semana cuando fue detenido junto a otros compañeros por organismos de seguridad venezolana, cuando adelantaba labores de reportería en Caracas.  

Domínguez señaló que no sabe por qué fueron detenidos y aseguró que, pese a la situación que vive la prensa en el vecino país, él permanecerá allí cumpliendo con su labor de reportero.  

"Lo más difícil es cuando entras en ese centro de retención tan lúgubre, como es el Helicoide (...) y de repente te encuentras esposado y te empiezan a interrogar. Pero no tienen muy claro qué es lo que están buscando", dijo.

Le puede interesarONU pide respeto a derechos de periodistas tras detenciones en Venezuela

Audio

Gonzalo Domínguez, corresponsal Agencia EFE, desde Caracas. Feb-01-2019

0:27 5:25

El periodista contó: "No estábamos acusados de nada o al menos nunca nos dijeron de qué se nos acusaba. Dijeron que estaban haciendo una investigación, pero no nos dijeron qué era lo que estaban investigando"

Gonzalo fue retenido en compañía de los colombianos Maurén Barriga Vargas y Leonardo Muñoz el pasado miércoles, por integrantes del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin).

Narró que fueron momentos difíciles los que vivieron mientras permanecieron en poder del Sebin.  

El Helicoide "es un sitio con fama porque muchos presos políticos están ahí, así como delincuentes comunes. Es un sitio sobre el que existen denuncias de violaciones de Derechos Humanos", contó.

Domínguez reveló que fue varias veces interrogado por varias personas quienes les hacía las mimas preguntas.  

Lea también: Periodistas de EFE recibieron permiso para trabajar en Venezuela

"Constantemente te están preguntando, pero repiten una y otra vez las mismas preguntas por diferentes personas sin dejar que en ningún momento estuvieras relajado", relató.

Denunció que su celular fue revisado en varias oportunidades: "Lo que más nos ponía nerviosos es que nos quitaban el teléfono y empezaban a buscar en tu intimidad. Pueden ser fuentes periodísticas, pero también temas personales que uno tiene en el teléfono".  

Contó también que el periodista venezolano, quien también había sido detenido, ya fue liberado.

"Estuvimos con él charlando unas horas; después nos dijeron que nos iban a deportar y por eso nos separaron. En ese lapso de dos horas en el que nos liberaron fueron las que estuvimos separados de él, pero ya está libre", señaló Gonzalo. 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido