Foto AFP

Las autoridades alemanas desarticularon una célula islamista, posiblemente vinculada a la organización terrorista Estado Islámico, que planificaba cometer atentados en el oeste del país. El plan era que dos terroristas suicidas explotaran una carga explosiva en el casco antiguo de Düsseldorf y que luego otros terroristas perpetraran una matanza con armas de fuego. Dos de los cuatro presuntos terroristas procedían de Siria y habían ingresado a Alemania en 2015 a través de la llamada ruta balcánica. Una vez llegaron a Alemania contactaron con otro sirio que estaba en el país desde 2014 y que antes había militado en la organización terrorista Dschabhat al-Nusra como experto en explosivos. Tres de los cuatro miembros de la banda fueron detenidos hoy en Alemania por orden del fiscal general Peter Frank. El cuarto ya se encontraba en prisión preventiva en Francia donde delató los planes de los atentados en Alemania. La fiscalía acusa a los cuatro hombres de conspiración para delinquir y a tres de ellos de pertenencia a una organización terrorista extranjera. El cuarto está acusado de apoyo a una organización terrorista. RCN Radio con información de EFE