El presidente del Perú, Pedro Pablo Kuczynski, aseguró que no renunciará a su cargo y descartó haber recibido pagos ilegales de la constructora brasileña Odebrecht, una acusación que la oposición utiliza para exigirle que deje el cargo. "No voy a abdicar ni a mi honor, ni a mis valores ni a mis responsabilidades como presidente (...) Nos costó mucho recuperar la democracia, no la volvamos a perder", dijo el gobernante en un mensaje a la Nación, flanqueado por sus ministros, tras varias horas de incertidumbre sobre su futuro. Kuczynski, pedirá a las autoridades judiciales de su país que le levanten el secreto bancario tras las acusaciones de que una de sus empresas recibió pagos de la constructora brasileña Odebrecht. "Pido el levantamiento de mi secreto bancario para que revisen todo lo que quieran y asumo todas las responsabilidades que se deriven de mis actos", señaló Kuczynski en un mensaje televisado en el que estuvo acompañado por sus ministros en pleno. Kuczynski también dijo que no se va "a dejar amedrentar" ante las advertencias de la oposición política en el Congreso, liderada por el fujimorismo, de que lo destituirá del cargo si no presenta su renuncia. Por: RCN Radio, AFP y EFE