Cargando contenido

El objetivo es marchar en contra del Gobierno de Ecuador.

Julian Assange
Julian Assange, fundador de WikiLeaks.
Foto: AFP

Seguidores del expresidente de Ecuador, Rafael Correa, anunciaron que preparan una movilización para el próximo martes en contra del Gobierno de Lenín Moreno, por retirar el asilo diplomático al periodista australiano, Julian Assange.

Así lo afirmó el movimiento Revolución Ciudadana, de Correa, en su cuenta de Twitter, donde convocó "a una movilización nacional" para "denunciar este atropello a Julian Assange".

En la manifestación, que según los organizadores tendrá lugar en la capital ecuatoriana en horas de la tarde, los "correístas" prevén expresar su "indignación" contra el mandato del presidente Moreno.

En contexto: Julian Assange fue arrestado en la embajada de Ecuador en Londres

De su lado, Correa, quien reside en Bélgica desde 2017 y que es investigado en su país por delitos de supuesta corrupción, se sumó a los reclamos por el retiro del asilo a Assange y tildó de "traidor" a su sucesor Moreno.

"El traidor más grande de la historia ecuatoriana y latinoamericana, Lenín Moreno, permitió que la Policía británica entre a nuestra Embajada en Londres para arrestar a Assange. Moreno es un corrupto, pero lo que ha hecho es un crimen que la humanidad jamás olvidará", indicó Correa en su cuenta de Twitter.

Criticó que Moreno haya calificado de "decisión soberana" el retirar el asilo a Assange, mientras que en otra publicación escribió: "¡Pocas veces se ha visto tanta cobardía y miseria humana!".

"De ahora en adelante, a nivel mundial la canallada y la traición podrán ser resumidas en dos palabras: Lenín Moreno", reprochó Correa, que en el pasado fue correligionario del actual mandatario del país.

Lea además: Uber quiere convertirse en el "Amazon" del transporte

Asimismo, Ricardo Patiño, que fue en su momento canciller del Gobierno de Correa entre 2010 y 2016 y que, por tanto, se encargó de aprobar la solicitud de asilo de Assange en 2012, señaló que la decisión del actual Gobierno es un "acto vergonzoso, de entrega de la Constitución y de vileza".

La Policía británica detuvo hoy al activista australiano a quien se llevó del interior de la Embajada de Ecuador en Londres, donde estuvo asilado durante cerca de siete años por temor a ser extraditado a Estados Unidos.

Fuente

EFE

Encuentre más contenidos

Fin del contenido