Cargando contenido

La decisión se tomó por el riesgo de sismos.

Fracking en el Reino Unido
Fracking en el Reino Unido
AFP

El gobierno británico anunció este sábado una moratoria sobre la fracturación hidráulica (o fracking), una técnica para extraer gas de esquisto del subsuelo, debido al riesgo de temblores sísmicos.

Lea además: Nevado del Ruiz aumentó actividad sísmica: ordenan extremar medidas

"Deberíamos instaurar una moratoria sobre la fracturación hidráulica en Inglaterra con efecto inmediato", afirmó la ministra para la Empresa y la Energía, Andrea Leadsom, quien afirma haber tomado la decisión a raíz de un informe del regulador del sector, que estudió la actividad sísmica reciente en un lugar del noroeste de Inglaterra donde se practica el fracking.

El proceso de fracturación hidráulica para obtener petróleo o gas ("fracking") queda prohibido en Inglaterra a causa de la posibilidad de generar sismos, indicó el Gobierno.

"Tras revisar el informe sobre reciente actividad sísmica en Preston New Road, está claro que no podemos descartar impactos futuros inaceptables para las comunidades locales", indicó la secretaria de Energía y Empresas, Andrea Leadsom.

"Por ello, he concluido que debemos suspender la fracturación hidráulica en Inglaterra, con efecto inmediato", añadió.

Las actividades en el primer yacimiento explotado mediante la técnica del "fracking", arrancaron el año pasado en Preston New Road, y de inmediato generaron protestas.

La fracturación hidráulica, muy utilizada en Estados Unidos, consiste en inyectar agua a gran presión para romper rocas y extraer así el gas o el petróleo retenidos.

En contexto: Reglamentación de pilotos de fracking estaría lista antes de finalizar el año

El informe en cuestión, de la agencia gubernamental para el gas y el petróleo, dictaminó que no es posible predecir si el "fracking" puede provocar sismos.

El primer ministro, Boris Johnson, dijo que sentía "una muy considerable ansiedad" ante la posibilidad de que se produjeran terremotos a causa de esta técnica.

La oposición al uso de la fracturación hidráulica en la opinión pública británica ha aumentado hasta el 40%, en comparación con el 21% de 2013.

La concesionaria que se encargaba del proyecto en Preston New Road, Cuadrilla, ya realizó varias pruebas que generaron pequeños sismos hace siete años, obligándola a suspender los trabajos.

Según el Servicio Geológico británico, el yacimiento que explora Cuadrilla alberga en su interior hasta 90 billones de metros cúbicos de gas natural, 

Fuente

AFP

Encuentre más contenidos

Fin del contenido