Cargando contenido

Keiko y los exmandatarios peruanos niegan haber recibido dádivas de Odebrecht.

Keiko Fujimori y Ollanta Humala.
Keiko Fujimori y Ollanta Humala.
AFP

Los testimonios entregados a fiscales peruanos en Brasil por el exjefe de la constructora Odebrecht en Perú, Jorge Barata, amenazan con complicar al expresidente Ollanta Humala y a la líder opositora Keiko Fujimori.

Barata ratificó el martes, durante un interrogatorio del fiscal peruano Germán Juárez en Sao Paulo, que había entregado unos tres millones de dólares a Humala para la campaña electoral que lo llevó al poder en 2011. Básicamente reiteró algo que había declarado en diciembre de 2016.

"La situación de Humala se complica porque no tiene una fuerza que lo respalde", dijo el analista político Luis Benavente, director de la consultora Vox Populi.

Otro fiscal peruano, José Domingo Pérez, interrogó este miércoles a Barata sobre aportes ilegales a Keiko Fujimori, hija del expresidente Alberto Fujimori y líder del partido Fuerza Popular (derecha populista), la mayor fuerza política de Perú.

En coincidencia con los interrogatorios a Barata en Brasil, el presidente Pedro Pablo Kuczynski negó este miércoles haber recibido dinero del exjefe de Odebrecht en Perú.

"Yo, Pedro Pablo Kuczynski, no he recibido jamás una donación del señor Barata. Yo no he recibido ninguna financiación de dicha fuente para mis campañas presidenciales", escribió en Twitter.

 

"Entorpecían la investigación" 

Humala (2011-2016) y su esposa Nadine Heredia están en prisión preventiva desde hace siete meses acusados de haber recibido unos tres millones de dólares de Odebrecht en la campaña de 2011 y su situación se va a complicar tras el testimonio de Barata, estiman abogados.

"La fiscalía ya contaría con todos los elementos para realizar la acusación formal" contra Humala y su esposa, dijo el exfiscal Avelino Guillén al diario El Comercio. "Con los dichos del ex CEO de Odebrecht en el Perú se cierra el círculo" en torno a ellos.

"A Ollanta Humala y Nadine Heredia se les atribuye lavado de activos porque el dinero recibido (...) tendría origen ilícito: la famosa Caja 2 (de Odebrecht). Sin embargo, el Ministerio Público también podría evaluar una imputación por asociación ilícita", declaró el exfiscal Luis Vargas Valdivia también a El Comercio.

"La declaración (de Barata) podría confirmar que Humala y Heredia entorpecían la investigación a través de mentiras", agregó.

En un intento por recuperar la libertad, Humala y su mujer presentaron un recurso de amparo, que debe ser resuelto por el Tribunal Constitucional en los próximos días.

 

Fiscal: "Barata ha colaborado" 

Los fiscales no revelaron el contenido del testimonio de este miércoles, pero El Comercio publicó en su sitio web que "Barata precisó que Odebrecht aportó US$ 1.200.000 a la campaña presidencial de Keiko Fujimori en el 2011".

El lunes, un tribunal peruano había rechazado el pedido de Keiko y de su marido Mark Vito para que la fiscalía cerrara la investigación contra ellos. Al igual que Humala y su mujer, enfrentan cargos por lavado de activos, que tras el testimonio de Barata podrían ampliarse.

Keiko enfrenta también problemas en su partido: 13 legisladores, encabezados por su hermano Kenji Fujimori, renunciaron o han sido marginados este año, con lo que Fuerza Popular perdió la mayoría absoluta que tenía en el Congreso.

 

Odebrecht: "Apoyamos a todos" 

El escándalo de Odebrecht ha salpicado también al expresidente Alejandro Toledo (2001-2006). La Corte Suprema peruana resolverá este lunes si da luz verde a su extradición desde Estados Unidos.

La fiscalía acusa a Toledo de haber recibido 20 millones de dólares en sobornos de Odebrecht para adjudicarse la construcción de una carretera en la Amazonia.

En noviembre, el empresario brasileño Marcelo Odebrecht declaró que su compañía había apoyado a varios políticos peruanos en sus campañas, según un audio publicado por el portal de investigaciones IDL-Reporteros.

"Con certeza apoyamos a todos. A Toledo, Alan García, Humala, a Keiko", afirmó entonces Odebrecht, quien optó por colaborar con la justicia brasileña, al igual que Barata y otros ejecutivos de la empresa.

Keiko y los exmandatarios peruanos niegan haber recibido dádivas de Odebrecht.

"De todos los investigados en el caso y el único de los expresidentes que está con prisión preventiva es Humala porque de alguna manera es el más débil (políticamente) de todos", dijo el analista Benavente.

Fuente

Encuentre más contenidos

Fin del contenido