Cargando contenido

El evento se realiza en Orlando, Florida.

Donald TRump
AFP

El presidente estadounidense, Donald Trump, lanzó en Florida su campaña para la reelección en las presidenciales de 2020 ante miles de seguidores que portaban gorras rojas y carteles, con el eslogan que lo llevó a la Casa Blanca: "Hagamos América grande de nuevo".

Tras una presentación de su esposa Melania, Trump se subió al escenario del Amway Center de Orlando, una ciudad en el centro de Florida, estado que jugará un importante papel en las elecciones estadounidenses.

El presidente Donald Trump elogió la salud de la economía estadounidense al lanzar su campaña para la reelección en 2020.

Lea además: Expresidente de la UEFA Michel Platini fue liberado

"Nuestra economía es la envidia del mundo. Es quizás la mejor economía que hemos tenido en la historia de nuestro país", dijo el empresario que apunta a que los buenos indicadores económicos persuadan al electorado de que merece un segundo mandato de cuatro años. 

Donald Trump, convocó a un "terremoto en las urnas" contra los demócratas en el inicio formal de su campaña .

"La única cosa que estos políticos van a entender es un terremoto en las urnas, lo hicimos una vez y lo vamos a volver a hacer, y esta vez vamos a terminar el trabajo", dijo Trump.

A pesar de que las primeras encuestas muestran que el magnate republicano es vulnerable, Trump buscará una reelección con el espaldarazo que recibe de una economía fuerte y de una leal base de seguidores de derecha.

De interésPompeo asegura que Trump no quiere desatar una guerra con Irán

A sus opositores demócratas los acusó que buscar "destruir" Estados Unidos. "Nuestros rivales radicales demócratas están llevados por el odio, el prejuicio y la rabia. Quieren destruir nuestro país tal como lo conocemos. No es aceptable", afirmó.

Señalando a los periodistas en el lugar, los imputó de divulgar "noticias falsas", en un comentario respaldado por un intenso abucheo del público a la prensa.

Después de más de dos años en la Casa Blanca llenos de dramas y de intrigas, este empresario apuesta a que la economía pujante y su promesa de luchar por la olvidada clase trabajadora estadounidense persuadan al electorado de que merece un segundo mandato de cuatro años. 

Pero ya hay más de 20 demócratas compitiendo por la nominación y la larga investigación sobre si había vínculos entre su equipo y Rusia, y su estilo divisivo y lacerante, han perjudicado su imagen de presidente poco convencional.

Fuente

AFP

Encuentre más contenidos

Fin del contenido