Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

UE acuerda utilizar la fuerza contra traficantes de personas en el Mediterráneo

Foto: AFP



La Unión Europea (UE) aprobó el lunes recurrir a la fuerza militar para impedir las actividades de los traficantes de seres humanos en el marco de su operación naval en el Mediterráneo, informaron fuentes europeas en Bruselas.

Esta medida autoriza a los navíos de guerra europeos abordar los buques sospechosos de ser utilizados por los traficantes y proceder a detenciones.

La primera fase de esta operación, lanzada en julio, consistió en operaciones de inteligencia, etapa previa a lanzamiento de esta segunda fase.

La decisión interviene antes de que se reúnan en Bruselas este lunes los ministros de Interior de la UE para intentar ponerse de acuerdo sobre medidas urgentes para controlar el masivo flujo de migrantes que huyen de Medio Oriente y Africa.

Varios Estados de la UE se mostraban reticentes a actuar contra los traficantes por miedo a operar en Libia en donde las diferentes facciones se disputan el poder desde que fue derrocado Muamar Gadafi en 2011.

Los líderes europeos convinieron sin embargo que tenían que tener una respuesta más fuerte, incluido recurriendo al uso de la fuerza, luego del naufragio de un buque que dejó más de 700 migrantes muertos al sur de Italia en abril.

Esta segunda fase continúa restringiendo las operaciones a las aguas internacionales.

Una tercera fase de la operación incorpora acciones militares contra los traficantes en aguas territoriales libias. Pero este paso es más controvertido dado que aumenta los riesgos y los países de la UE esperan como mínimo el aval del Consejo de Seguridad de la ONU para poder actuar y el acuerdo del gobierno libio.

Los esfuerzos para ayudar a Libia a establecer un gobierno de unidad nacional, que podría dar el aval a los europeos a actuar en su territorio, fracasaron de momento.

Más de 350.000 personas arriesgaron sus vidas para alcanzar las costas europeas este años cruzando el Mediterráneo, según la Organización Internacional para las Migraciones. Casi 3.000 murieron en el intento.

Hasta ahora la operación naval comunitaria cuenta con el despliegue de cuatro buques --uno italiano, otro británico y dos alemanes-- y unos 1.000 hombres. Las fuentes señalan que se necesitarán varios buques más para ampliar la misión, que se espera comience en el mes de octubre.

Por AFP