Cargando contenido

En los últimos doce años más de mil periodistas han sido asesinados en el mundo.

Unesco
Unesco
Foto: AFP

Cerca del 90 % de responsables de asesinatos de periodistas contabilizados entre 2006 y 2018 en el mundo "no han sido castigados", denunció la Unesco en un comunicado.

Según un informe de la organización de la ONU para la educación, la ciencia y la cultura, 1.109 periodistas han sido asesinados durante esos 12 años.

Así mismo, entre 2014 y 2018, esos crímenes han aumentado un 18 % respecto a los cinco años precedentes.

México es uno de los países más peligrosos para los comunicadores, con más de 100 asesinados desde 2010.

Lea más: Corte Constitucional escuchará a periodistas por la libertad de prensa

Por regiones, Oriente Medio es la más peligrosa, con el 30 % del total de muertos, seguido por América Latina y el Caribe, con 26 %, y Asia Pacífico con el 24%, precisó la Unesco.

El informe fue publicado porque el sábado se celebra el Día internacional del fin de la impunidad por los crímenes cometidos contra los periodistas.

"Este año, el 2 de noviembre, el Día internacional del fin de la impunidad estará centrado en los periodistas locales. Mediante la campaña #KeepTruthAlive se trata de desmentir la idea de que los asesinatos ocurren lejos de la mirada del público, y que son los corresponsales de guerra los principales afectados" explicó la directora general de la Unesco, Audrey Azoulay.

Más información: Fiscalía, tras los bienes de Aida Merlano en el exterior

Los periodistas de medios locales han representado el 93 % de las muertes de comunicadores de los últimos diez años, indicó la responsable.

Entre los actos previstos el próximo sábado 2, en una veintena de países, se llevarán a cabo seminarios en México y en Uganda.

Desde julio, la Unesco administra un nuevo Fondo mundial para la defensa de los medios de comunicación, creado a iniciativa del Reino Unido y Canadá, que anunciaron que dedicarán respectivamente 3 millones de libras esterlinas (unos 3,8 millones de dólares) y 1 millón de dólares canadienses (765.000 dólares). 

El fondo tiene como objetivo "reforzar la protección jurídica de los profesionales y financiar formaciones de seguridad" para los que trabajan en zonas de conflicto.

Fuente

AFP

Encuentre más contenidos

Fin del contenido