Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Bolívares
Bolívares.
Foto: Colprensa

Venezuela aplazó la eliminación de tres ceros a su moneda y, con ello, la salida en circulación de nuevos billetes, anunció este martes el presidente Nicolás Maduro ante un pedido de la banca privada.

"Hay que dar un período superior para la reconversión monetaria", dijo Maduro en una reunión con directivos de la Asociación Bancaria de Venezuela (ABV), en la que planteó posponer por sesenta días la medida, que entraba en vigencia el próximo lunes.

El presidente de la asociación que agrupa a las entidades financieras, Aristides Maza, solicitó al mandatario retrasarla por noventa días.

Maduro encargó a su equipo económico acordar con la ABV la fecha definitiva para la puesta en circulación de los nuevos billetes y monedas con tres ceros menos, disposición anunciada el pasado 22 de marzo ante una hiperinflación que según el FMI alcanzará 13.800% en 2018.

El gobernante socialista también aceptó una propuesta de la ABV para que el nuevo cono monetario conviva temporalmente con billetes lanzados a finales de 2016. 

Aunque estos multiplicaron las viejas denominaciones (la más alta pasó de 100 a 100.000), ya fueron devorados por el exponencial aumento del costo de vida.

"Comparto el plan anti-estrés de la convivencia de los dos conos monetarios", afirmó Maduro sin precisar cuánto tiempo coexistirán.

Es la segunda reconversión en una década, luego de que en 2008 el fallecido presidente Hugo Chávez (1999-2013) también eliminara tres ceros al bolívar.

Maza argumentó que emprender ese proceso sin simulacros "es un enorme riesgo". "En la reconversión pasada se hicieron cuatro pruebas integrales de todo el sistema", comparó.

"Billetes diezmados 

Especialistas habían advertido sobre dificultades para adecuar a tiempo los sistemas electrónicos a las nuevas denominaciones y garantizar una circulación suficiente de efectivo.

Más aún, luego de la traumática experiencia con la salida a la calle de la familia de billetes de 2016, que todavía no cubre la demanda del público. Representa apenas 20,8% de los billetes en circulación, dijo  el economista Jesús Casique.

"Ya los billetes que entrarán en circulación están diezmados. La reconversión no va a solucionar nada mientras no se frene la hiperinflación con disciplina fiscal y monetaria", opinó Casique.

El experto estima que si los precios siguen al alza, podrían recuperar en diciembre los tres ceros eliminados.

Además de la hiperinflación, el bolívar se hunde por una devaluación de 95,5% desde febrero pasado.

Con la reconversión monetaria, el actual billete de 100.000 bolívares pasará a ser de 100, montó que apenas alcanza para comprar un huevo.

En tanto, un billete de 500 bolívares (6,16 dólares según la tasa oficial y 33 centavos de dólar en el mercado negro) será la máxima denominación.

El nuevo cono está integrado por monedas de 0,5 y 1 bolívar y billetes de 2, 5, 10, 20, 50, 100, 200 y 500.

El rezago de la impresión de billetes ante la inflación y la devaluación ha generado escasez de efectivo, según especialistas, debido a lo cual priman las transacciones electrónicas, incluso para compras menores.

Maduro achaca el fenómeno a mafias que contrabandean papel moneda hacia Colombia, y sostiene que la disparada del costo de vida es inducida como parte de una "guerra económica" para derrocarlo.

Fuente

AFP

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.