Twitter: @pburelli

Un documento que se encuentra en las redes sociales da cuenta de la notificación a Venezuela que entra en default por no cumplir el pago de sus obligaciones, es decir, USD $650 millones de un bono. La firma Wilmington Trust, fiduciaria del título, le envió un comunicado a la Bolsa de Luxemburgo donde notifica que el país tiene una deuda a vigente a través de la compañía eléctrica venezolana Corpoelec. [imagewp:417988] Twitter: @pburelli   Por su parte, se habla también que hay otro riesgo por el pago retrasado de un bono de su petrolera PDVSA que debía cancelar este viernes, otros 81 millones de dólares; primera obligación a cumplir desde que el presidente Nicolás Maduro anunció que buscará renegociar la deuda externa. Entrada la noche, el pago de la cuota no fue confirmado. Un comité de la Asociación Internacional de Swaps y Derivados (ISDA), que agrupa a tenedores privados de deuda, decidió este viernes reunirse el lunes en Nueva York para evaluar las consecuencias del atraso de pagos de Petróleos de Venezuela (PDVSA) a sus acreedores internacionales. Un análisis negativo de la ISDA desencadenaría un eventual default e iniciaría el pago de CDS (Credit Default Swaps), seguros contratados por los acreedores. El gobierno aseguró hace una semana que había comenzado la transferencia de 1.161 millones de dólares del bono 2017 de PVDSA, pero los tenedores aún no habrían recibido el pago. Ahora vencen 81 millones de intereses del bono PDVSA 2027, tres días antes de un encuentro con tenedores en Caracas, convocado por Maduro al anunciar un plan para "reestructurar y refinanciar" la deuda externa, de unos 150.000 millones de dólares. Un reporte de la firma Wilmington Trust aumenta las dudas: la estatal eléctrica Corpoelec habría incumplido con intereses de un bono por 650 millones de dólares, aunque la compañía aseguró que transfirió los recursos el miércoles. RCN Radio y AFP