Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Carlos Mattos, expresidente de Hyundai en Colombia
Carlos Mattos, expresidente de Hyundai en Colombia
Colprensa

La Sala Penal del Tribunal Superior de Bogotá declaró la nulidad de la condena de cinco años y nueve meses de prisión, que el pasado 7 de junio impuso el juez 11 Penal del Circuito con Función de Conocimiento de Bogotá contra el empresario Carlos José Mattos Barrero, tras haber sido hallado culpable del soborno a un juez de la República, dentro del escándalo de Hyundai. 

En la decisión, de segunda instancia, el alto tribunal resolvió la apelación que presentó la defensa y determinó que se debe definir si se incrementó o no el patrimonio del expresidente de Hyundai.

Lea además: A 20 se eleva el número de casos de viruela del mono en Colombia 

Cabe recordar que lo mismo ocurrió con la condena que el juez 30 Penal del Circuito con Función de Conocimiento impuso contra Mattos. El tribunal también consideró que es fundamental que se establezca en cuánto se incremento su patrimonio. 

El magistrado Alberto Poveda Perdomo determinó que "declarar la nulidad de lo actuado a partir de la finalización de la audiencia del 22 de abril de 2022, cuando Carlos José Mattos Barrero se allanó a los cargos, con la única finalidad de advertirlo respecto de la restricción prevista en el artículo 349 de la Ley 906/04 y, en su caso, indicar que no tendrá rebaja alguna de pena".

En este caso, el empresario fue hallado culpable del delito de cohecho por dar y ofrecer al haber sobornado a la juez Ligia del Carmen Hernández, con el fin de beneficiarse de las decisiones que adoptara la funcionaria judicial y que le permitieran continuar liderando el monopolio de la venta de carros Hyundai en Colombia.   

Lea también: Fiscalía abre investigación por agresiones contra pareja gay en Bogotá

El escándalo de corrupción judicial Hyundai representó pagos de millonarias coimas a jueces y funcionarios de juzgados para verse beneficiado con las medidas cautelares que le concediera la autorización de seguir vendiendo carros de la marca coreana Hyundai en Colombia. 

En una diligencia que se realizó el pasado 21 de abril, Mattos ofreció "mil disculpas" por haber sobornado a dos jueces de la República y a varios funcionarios de la Rama Judicial, para resultar beneficiado con las medidas cautelares que le permitieran seguir comercializando vehículos de la marca Hyundai en Colombia. 

Mattos aceptó que pagó 100 millones de pesos a la juez 16 civil municipal de Bogotá, Ligia del Carmen Hernández, para resultar beneficiado con las medidas cautelares que finalmente impuso y que le permitieron continuar con la autorización para seguir vendiendo vehículos de la marca Hyundai en Colombia. 

"Yo, Carlos José Mattos Barrero, me acojo al mecanismo de terminación anticipada del proceso a través la figura jurídica del allanamiento a cargos frente al delito de cohecho, este allanamiento es consensuado y suficientemente informado y analizado por mi parte con lo cual quiero expresar qué no hay constreñimiento alguno o que se me está induciendo a un error frente al allanamiento a cargos y sus consecuencias jurídicas", dijo el empresario.

Tras la decisión del Tribunal Superior de Bogotá, el proceso deberá regresar al juzgado 11 Penal del Circuito con Función de Conocimiento de Bogotá para que se revise junto con la Fiscalía General de la Nación, si hubo o no un incremento del patrimonio económico de Mattos Barrero. 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.