Cargando contenido

El alto tribunal determinó que la justicia penal no puede controlar actos políticos del Congreso.

La Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia archivó la denuncia presentada en contra del presidente del Senado, Efraín Cepeda por presuntamente haber incurrido en una extralimitación de sus funciones por no remitir a sanción el proyecto para la creación de 16 curules para las víctimas de la violencia. 

El alto tribunal determinó que la justicia penal no puede controlar actos políticos del Congreso, hecho por el cual la denuncia presentada contra el senador conservador no prosperó. 

Cepeda había sido denunciado por los congresistas Germán Navas Talero, Iván Cepeda, Alirio Uribe, Ángela María Robledo y Víctor Correa. 

Los senadores señalaban que su presidente supuestamente, había incurrido en un prevaricato por omisión al no llevar a sanción el proyecto 

“Esa negativa podría ser encuadrable y dar lugar a la derivación de la consiguiente responsabilidad penal por la comisión del delito de prevaricato por omisión”, señalaron en su momento.

Los congresistas argumentaban que el proyecto si había cumplido con la mayoría de votos para pasar a sanción presidencial.

“Desconoció abiertamente la Constitución, así como los pronunciamientos al respecto por parte de la Corte Constitucional”.

Encuentre más contenidos

Fin del contenido