Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

rperez
Drogas
referencial AFP

El exministro de Justicia, Yesid Reyes aseguró que no está de acuerdo con los alcances del decreto firmado por el presidente Iván Duque que le da facultades a la Policía Nacional para decomisar cualquier tipo y cantidad de droga.

“La simple represión no termina con el consumo de drogas, en el caso de los adictos se necesita una atención desde el punto de vista de salud”, precisó Reyes en diálogo con RCN Radio. En su concepto, la medida tomada por el Gobierno tiene muchas contradicciones.

El exministro considera que dicho decreto va en contra de la sentencia de la Corte Constitucional sobre la dosis mínima puesto que se avala adelantar una incautación por porte, sin importar si el ciudadano la va a consumir en su respectivo domicilio, en un sitio privado. “Es tan absurdo como si a uno le decomisaran en la calle botellas de alcohol con el argumento que más tarde la va a consumir en un sitio privado”.

“No me cabe la menor duda que es totalmente inconstitucional. Lo que ha dicho la Corte reiteradamente es que cada persona en su ámbito privado es libre de comportarse como quiera siempre y cuando no afecte derechos de los demás. Eso es lo que explica que que el consumo de drogas o bebidas alcohólicas esté permitido en ámbitos privados y prohibido en sitios públicos”, indicó.

En este sentido manifestó que dicho decreto en efecto afecta de manera directa el derecho al desarrollo de la personalidad. “Quitarle a una persona una dosis mínima de droga que no está consumiendo en la calle y que no está afectando los derechos de los demás es claramente inconstitucional”.

Para Reyes, no se puede permitir que la policía confunda entre un consumidor de droga y un vendedor, pues son dos situaciones que no son equiparables. “Es una solución parecida a la de Herodes que necesitaba eliminar a Jesús y como no podía distinguir entre él y los demás decidió matarlos a todos”.

A su juicio las sentencias de la Corte Constitucional y la Corte Suprema de Justicia son claras en hacer la distinción entre el que consume droga y el que la vende. En el primero de los casos no puede haber represión del Estado, para el segundo caso existen las herramientas legales y jurídicas para castigarlo.

En este sentido señaló que esta restricción puede generar la apertura de nuevas modalidades para vender droga, lo cual es totalmente contraproducente con las medidas que quiere tomar el Gobierno en la lucha contra el consumo de drogas.

“¿Qué va a hacer una persona adicta a la que le decomisan la dosis? Pues comprar una nueva dosis, esto va a servir como aliciente para los distribuidores de droga que van a tener la oportunidad de vender dos o tres veces la misma dosis, entonces va a ser totalmente contraproducente”, indicó.

Fuente

RCN Radio

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.