Cargando contenido

El Instituto restableció los derechos de las dos menores de edad que señalaron a Camilo Ravelo.

PROCESADO POR ABUSO SEXUAL EN SOACHA
RCN Radio

La directora del Instituto Colombino del Bienestar Familiar (Icbf), Karen Abudinem entregó detalles de las investigaciones que adelanta la entidad sobre el caso de presunto abuso sexual que se habría registrado en un hogar sustituto ubicado en el barrio San Mateo en el municipio de Soacha (Cundinamarca). 

El pasado 15 de febrero el Icbf recibió información sobre casos de maltrato infantil encontrados por una defensora de familia. Se evidenció que inicialmente siete menores que hacían parte de este hogar presentaban afectaciones.  

El 16 de febrero, en horas de la tarde, la defensora decidió enviar a los niños a un reconocimiento médico legal, en el cual se reporta que había maltrato por negligencia, situación que fue puesta en conocimiento de las autoridades competentes para que investigaran los hechos. 

El día 20 de febrero, en el nuevo hogar, la actual madre sustituta reportó, durante la tarde, que una de las niñas le dijo que el esposo de la anterior madre sustituta la obligaba a realizar actos obscenos.  

Inmediatamente, el Icbf activó la ruta de atención de abuso sexual y llevó a la niña al Hospital Mario Gaitán de Soacha, donde se encuentra actualmente hospitalizada, con el acompañamiento de colaboradores del Instituto y de la familia biológica. 

"La madre comunitaria discutió con nuestra defensora de familia y fue cuando se tomó la determinación de trasladar a los 7 menores a otros hogares. Inmediatamente se realizó nuevamente unas entrevistas con los niños afectados y fue cuando se descubrió que dos de las niñas habían sido presuntamente abusada. Tras estos hallazgos presentamos las denuncias a la Fiscalía", señaló Abudinen.  

La directora del Icbf agregó que "estamos acompañando a los niños y a las familias biológicas de los menores de edad en este proceso desde el mismo momento en que nos enteramos del hecho". 

El instituto colabora con las autoridades en las investigaciones del caso y que, guardando el principio de confidencialidad, y para evitar revictimizar a las niñas y niños, se abstiene de revelar los nombres, edades y demás detalles que pongan en riesgo las diligencias judiciales que se vienen adelantando. 

Camilo Ravelo, de 25 años, fue capturado el pasado sábado. El joven no aceptó su responsabilidad en los tres delitos imputados por la Fiscalía. Un juez decidió enviarlo a la cárcel La Modelo de Bogotá.  

Fuente

RCN Radio

Encuentre más contenidos

Fin del contenido