Néstor Humberto Martínez, Fiscal General de la Nación, designó a la Unidad de Derechos Humanos en la investigación.

Cárcel La Picota
Se busca establecer posibles responsabilidades penales por la presunta complicidad de funcionarios para facilitar la fuga.
Colprensa

La Fiscalía General asumió las investigaciones por la muerte de Deivis Eduardo Ruíz Torres, el interno de la cárcel Picota de Bogotá quien perdió la vida en extrañas circunstancias en marzo pasado, y en ese sentido, el Fiscal General Néstor Humberto Martínez determinó que la Unidad Para la Defensa de los Derechos Humanos de la Fiscalía, en cabeza de la fiscal Stella Sánchez, asumiera las investigaciones por éste caso.

“El Fiscal General ordenó, debido a la denuncia del Director de Medicina Legal, que la Dirección Nacional contra las violaciones a los Derechos Humanos, asumiera el conocimiento de éstas diligencias y para ello fue asignado un fiscal quien ha hecho un empalme con la Dirección Seccional de Fiscalías y ha recogido todas las evidencias practicadas en desarrollo de los actos urgentes. La hipótesis del proceso es homicidio pero sin lugar a dudas, indudablemente estamos ante tratos crueles e inhumanos”.

Por su parte, el Director General del INPEC, Jorge Ramírez, señaló “que las investigaciones han sido trasladadas a la Procuraduría General de la Nación, entidad encargada de la investigación disciplinaria en contra de dos dragoneantes inmersos en éstas investigaciones”.

De igual manera, Medicina Legal, afirmó que la muerte del recluso es violenta, pero indeterminada en razón a que fueron halladas incongruencias científicas y que aún son materia de investigación.   

Fuente

Encuentre más contenidos

Fin del contenido