Cargando contenido

La tutela que presentó la magistrada Cristina Lombana Velásquez fue radicada en el Consejo de Estado.

Magistrada Cristina Lombana y expresidente Álvaro Uribe
Magistrada Cristina Lombana y expresidente Álvaro Uribe.
Colprensa

La magistrada de la Corte Suprema, Cristina Lombana Velásquez, que fue apartada de varias investigaciones que se adelantan en el alto tribunal en contra del expresidente Álvaro Uribe Vélez, interpuso una acción de tutela para retomar los procesos.

Lombana Velásquez pretende anular la decisión sobre la recusación en su contra que fue proferida por la Sala de Instrucción de la Corte Suprema, determinación que la sacó del caso sobre la supuesta manipulación de testigos.

Vea también: Duque se tomará su tiempo para presentar terna "independiente" a Fiscal General

“En mi contra se presentó una vía de hecho, procedí a instaurar una acción de tutela al no estar de acuerdo con el contenido de la providencia y a la violación de mis derechos a la igualdad a la no discriminación, al buen nombre y a la honra y al debido proceso”, sostuvo la magistrada.

Y agrega, “la Sala de Instrucción de la Corte Suprema pone en entre-dicho mi imparcialidad, independencia buen juicio, compromiso con la justicia, decoro, ética, rigurosidad y honestidad, en suma cuestiona mi credibilidad”.

La recusación tiene relación con el hecho de que la magistrada trabajó hace algunos años en la oficina del abogado Jaime Granados Peña, quien es el principal apoderado de Uribe Vélez en este proceso.

Sin embargo, en su presentación ante los magistrados de la Corte Suprema para ser designada en la recién creada Sala de Instrucción, no mencionó este detalle, aunque si presentó en su hoja de vida el tiempo en el que trabajó con Granados.

Cuando estalló el escándalo, Lombana aseguró que no presentó este dato en su hoja de vida ni en su postulación, puesto que no cuenta con una notificación oficial de la oficina de Jaime Granados.

Sin embargo, estos argumentos no fueron avalados. Debido a esto consideran que esta omisión implica una falla de ética y afecta la transparencia del proceso, por lo que tomaron la decisión de apartarla de la investigación.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido