Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Referencia desmovilizados de las Farc.
El plan fue una iniciativa del Ministerio francés de Exteriores para ayudar a la reinserción de los exguerrilleros de las Farc.
AFP

Más de 470 líderes y lideresas sociales, así como excombatientes, han sido asesinados en diferentes regiones del país desde que se firmó el acuerdo de paz entre el Gobierno y las Farc. Así lo reveló este viernes la Red Nacional de Iniciativas Ciudadanas por la Paz y Contra la Guerra (Redepaz), al señalar que no se puede seguir permitiendo un nuevo genocidio.

Ante esta situación, excombatientes y miembros del Partido Fuerza Alternativa Revolucionaria, emprendieron una serie de peregrinaciones desde diferentes regiones del país hacia Bogotá, para exigirle al Gobierno Nacional garantías para seguir avanzando en la consolidación de dicho acuerdo.

Lea además: Fiscalía embarga finca que pertenecería a Juan Guillermo Monsalve, testigo contra Uribe

En un comunicado, Redepaz reveló que diversas organizaciones constructoras de paz de víctimas de conflicto armado, organizaciones sociales, populares y defensoras de Derechos Humanos se sumarán a este clamor.

“Estas marchas son para exigirle a los partidos políticos, al Gobierno Nacional y a las instituciones del Estado, que se avance en la implementación urgente, integral, coordinada y sin trabas del acuerdo de paz”, informó.

El acuerdo incluye, entre otros temas, la reforma rural integral, la profundización de la democracia, la atención integral y efectiva de las víctimas de la violencia, las garantías de no repetición y la lucha integral contra el narcotráfico y la corrupción.

Le puede interesar: Gustavo Bolívar sería denunciado por culpar a Uribe y Duque de asesinatos en Colombia

Igualmente, las comunidades señalaron que quieren trabajar por la paz en sus territorios, para que cese la estigmatización hacia líderes y firmantes del acuerdoy además para que pare la persecución judicial y política y se garantice la vida y la paz como derecho constitucional de todas y todos los colombianos.

Finalmente, hicieron un llamado a la sociedad para no callar ante esta nueva ola de amenazas, persecuciones, asesinatos y masacres que han ocurrido en el país.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.