Cargando contenido

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Protestas en favor del aborto
AFP

El Movimiento Causa Justa celebró los últimos pronunciamientos de la Corte Constitucional tras anular los fallos de tutela T-430 de 2022 y T-158 de 2023, sobre la Interrupción Voluntaria del Embarazo ( IVE) en mujeres indígenas.

La organización defensora de los derechos de las mujeres aplaudió que además se diera claridad en las condiciones de acceso integral al aborto para las mujeres indígenas, las cuales señala tienen derecho.

Lea más: Gobierno extenderá el cese al fuego con el ELN por seis meses

Las tutelas estuvieron enfocadas en los casos en los que se negó el acceso integral al aborto a una niña y una mujer indígena, por parte de la EPS-I Asociación Indígena del Cauca.

“Ambos fallos de tutela fueron considerados contrarios tanto a la sentencia Causa Justa (C-055 de 2022), como a la jurisprudencia emitida en materia de aborto y vulneraron de manera irremediable los derechos de las accionantes, una de ellas menor de 14 años, forzándolas a llevar sus embarazos a término”, dice el Movimiento Causa Justa.

Dijo que después de este plazo, deben reconocer el componente básico del procedimiento de la IVE relacionado con las tres causales previstas en la Sentencia C-355 de 2006.

“El Alto Tribunal subraya que la interpretación de la Sentencia C-055 de 2022 por parte de las salas que estudiaron las tutelas fue incorrecta, señalando que el análisis de la Corte Constitucional sobre la interrupción del embarazo no se trata exclusivamente de un tema penal, sino que también abarca la garantía del acceso seguro y sin barreras al aborto. La negativa inicial a autorizar el acceso integral al aborto a ambas accionantes, a pesar de que lo solicitaron dentro del marco legal establecido, resultó en una afectación desproporcionada a sus derechos fundamentales”, indicó.

Apuntó que que en los Autos se aclara que, según la Sentencia C-055 de 2022, la decisión de interrumpir el embarazo antes de la semana 24 es un derecho intransferible de las mujeres, protegido por su autonomía y libertad de decisión. 

“Este derecho debe ser garantizado de manera equitativa para todas las personas que lo soliciten, sin importar si son parte de una comunidad indígena, afrodescendiente, o si tienen determinadas creencias religiosas. Es así que en los casos conocidos por la Corte se consideró que las autoridades indígenas asumieron una competencia inexistente”, señaló.

Le puede interesar: Alcaldía de Bogotá emite medidas para prevenir problemas en salud ante incendios en cerros orientales

El Movimiento Causa Justa recordó los fallos de tutela relacionados con la interrupción voluntaria del embarazo.

“El 30 de noviembre de 2022, la Corte Constitucional emitió el fallo de tutela T-430 de 2022, en el que denegó la solicitud de aborto de una menor de 14 años en estado de gestación. A pesar de haber sido evaluada por especialistas en psicología, trabajo social y ginecología, quienes respaldaron su decisión de llevar a cabo el aborto, la EPS-I AIC se opuso a la solicitud tras consultar con las autoridades tradicionales de su comunidad. La madre de la menor de edad presentó una tutela en representación de su hija contra la EPSI AIC y las autoridades del resguardo, quienes negaron a la menor la autorización para que pudiera acceder al aborto” explicaron.

Afirmaron que el otro fallo de tutela T-158 de 2023 fue emitido por la Corte Constitucional el 15 de mayo de 2023.

“En este se negó la solicitud de tutela presentada por una mujer indígena, quien enfrentó barreras de acceso que le impidieron acceder al derecho de aborto. La accionante vio denegada su solicitud por parte de la EPS-I AIC, alegando la falta de permiso del Cabildo Indígena. La primera instancia de la tutela fue negada y posteriormente se revocó la decisión, ordenando a la EPS-I AIC garantizar la IVE. Sin embargo, la demora y la negación inicial impidieron que la mujer accediera al procedimiento a tiempo”, indicó.

Causa Justa indicó que en respuesta a ambos casos, la Corte Constitucional en Sala Plena declaró la nulidad de ambos fallos de tutela, reconociendo las inconsistencias con la jurisprudencia existente, incluida la sentencia C-055 de 2022, la cual ha reiterado que existe tanto un derecho de las mujeres, hombres trans y personas no binarias a acceder al aborto, como obligaciones por parte de las EPS para proveerlo.

“El Movimiento Causa Justa celebra la decisión de la Corte Constitucional de reafirmar el derecho de las mujeres, hombres trans y personas no binarias a acceder a la IVE, a la vez que destaca la importancia de proteger la autonomía y la libertad reproductiva de las mujeres”, puntualizó.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.