Cargando contenido

El contratista firmó un preacuerdo con la Fiscalía General.

ORLANDO FAJARDO
El contratista Orlando Fajardo enfrenta un proceso por el caso Odebrecht.
ORLANDO FAJARDO

En los próximos días, un juez de conocimiento de Bogotá definirá si avala o no el acuerdo firmado entre la Fiscalía General y el contratista Orlando Fajardo en el marco del proceso penal que se le adelanta por las irregularidades que rodearon la adjudicación del contrato para la construcción del túnel Tunjuelo-Canoas.

En el preacuerdo se fija una condena de 82 meses de prisión (siete años) y el pago de una multa de 394 salarios mínimos legales vigentes por los daños causados a la administración distrital por las fallas en la ejecución de esta obra que tenía como fin principal la descontaminación del Río Bogotá. Igualmente se fija una inhabilidad de 91 meses para ejercer cargos públicos y contratar con el Estado.

Lea además: Testigo clave en caso grafitero pone fin a su colaboración

En la negociación, se pactó la modificación de uno de los delitos por los que fue acusado el contratista, hecho por el cual ya no sería condenado por el delito de peculado por apropiación sino por el de abuso de confianza.

Esto argumentando que las evidencias físicas recolectadas no permiten evidenciar que Fajardo solamente se apropió de una mínima parte del valor total del contrato de infraestructura, situación por la cual es menester cambiar la tipicidad.

En este punto señaló que el contratista, quien se encuentra privado de su libertad en centro carcelario desde el 12 de noviembre de 2017, pueda pagar la condena que le será impuesta en su domicilio, esto debido a los problemas de salud que presenta actualmente.

Lea también: Procuraduría confirmó suspensión de Ronald Housni Jaller, exgobernador de San Andrés

Esta modificación fue cuestionada por el agente especial de la Procuraduría General quien señaló que existe reciente jurisprudencia de la Corte Suprema de Justicia que restringe hacer este tipo de cambios si no se cuentan con los elementos que demuestren la imposibilidad de recibir el tratamiento que necesita en la respectiva cárcel.

Fajardo aceptó su responsabilidad en los delitos de interés indebido en la celebración de contratos, abuso de confianza y cohecho por dar u ofrecer.

Por estos mismos hechos enfrenta un juicio el exalcalde de Bogotá, Samuel Moreno Rojas quien habría recibido comisiones de un grupo de contratistas para direccionar el mencionado contrato de obra el cual, después de casi diez años, no se ha podido realizar.

Fuente

RCN Radio

Encuentre más contenidos

Fin del contenido