Cargando contenido

La Fiscalía, la Procuraduría y la parte civil pidieron condenar al coronel (r) Jorge Eliécer Plazas Acevedo.

Jaime Garzón, el genio que estuvo detrás de Heriberto De la Calle
Jaime Garzón, el genio que estuvo detrás de Heriberto De la Calle
Colprensa

El abogado Sebastián Escobar, quien representa a los familiares del periodista y humorista Jaime Garzón Forero, le solicitó al juez séptimo especializado de Bogotá que declare este crimen como de lesa humanidad.

Considera que el asesinato de Garzón Forero hizo parte de un plan sistemático orquestado por agentes del Estado y grupos armados ilegales en contra de los defensores de Derechos Humanos y los periodistas. 

Le puede interesar: Fiscalía pide condenar al coronel (r) Plazas Acevedo por crimen de Jaime Garzón

En los alegatos de conclusión sostuvo que existe evidencia suficiente para inferir que se creó un plan dirigido para atentar en contra de la vida del humorista político, por su ejercicio diario y el impacto que tenía en la sociedad.

"Ocurrió en un contexto de persecución que abogaban por una solución negociada al conflicto y el acercamiento a los grupos armados para conseguir unos fines humanitarios, como la liberación de secuestrados", argumentó el jurista. 

El abogado sostuvo que el crimen de Jaime Garzón, registrado el 13 de agosto de 1999, "no fue un hecho aislado" puesto que para esa ya fecha se habían registrado varios ataques en contra de dirigentes políticos, defensores de derechos humanos y periodistas.

Lea también: Tras 19 años sin Jaime Garzón, ¿cómo van los procesos del caso?

Debido a esto consideró que se aplicó un ataque sistemático en contra de un grupo de personas cuya actividad resultaba molesta para las altas esferas políticas y militares. Resaltó que la mayoría de estos asesinatos se presentó por una "alianza criminal" entre el Ejército y los grupos paramilitares.

En sus alegatos de conclusión el abogado señaló que existe evidencia más que suficiente para comprobar la cercanía del coronel (r) Jorge Eliécer Plazas Acevedo con el máximo comandante de las AUC, Carlos Castaño Gil, quien ordenó el crimen del periodista Jaime Garzón por considerarla una persona cercana a la guerrilla.

Varios testigos citados por la parte civil indicaron que el entonces comandante del B-2 del Ejército tenía línea directa con Castaño Gil y atendía sus peticiones en al capital de la República. Prueba de esto fue la obtención de información reservada y la recolección de datos sobre los movimientos del humorista político.

Esta información fue clave a la hora de ejecutar el asesinato de Garzón Forero quien fue declarado "objetivo militar" porque Castaño creía que se beneficiaba directamente con su labor humanitaria en la liberación de secuestrados. 

"El crimen de Jaime Garzón fue acordado entre altos mandos militares y los paramilitares", indicó el abogado al señalar el papel clave que jugó el coronel Plazas en la ejecución de este asesinato. Prueba de esta participación son los testimonios de varios exjefes de las AUC como 'Don Berna', 'Ernesto Báez' y 'HH'. 

En la misma audiencia la Procuraduría General le solicitó al funcionario judicial emitir fallo condenatorio en contra del coronel (r) Jorge Eliécer Plazas Acevedo, al considerar que existen pruebas para demostrar que ordenó los seguimientos y la búsqueda de información reservada.

El delegado del Ministerio Público sostuvo que existe evidencia suficiente para comprobar la existencia de una Unidad dedicada a los seguimientos y recolección de información privada dentro de la Brigada XIII del Ejército.

Igualmente reseñó que el oficial en retiro faltó a la verdad cuando hizo referencia a su trabajo dentro del B-2 y las actividades que ahí desempeñaba.

¿Qué pasó con el asesinato de Jaime Garzón?
Fuente

RCN Radio

Encuentre más contenidos

Fin del contenido