Cargando contenido

La Corporación mantuvo en firma la decisión que emitió un juez en primera instancia.

Aquarela
Construcción del edificio Aquarela en Cartagena.
RCN Radio

El Tribunal Administrativo de Bolívar confirmó la decisión proferida el pasado 6 de diciembre por el Juzgado Décimo Administrativo de Cartagena, que suspendió las obras en el proyecto Aquarela.

A través de su sala de decisión, emitió el auto 177 del 2018 en el que deja en firme el fallo judicial que tomó el juzgado en conformidad con las medidas cautelares y la acción popular presentadas por la Procuraduría General y el Ministerio de Cultura.

Los organismos de control habían advertido sobre los impactos que el proyecto inmobiliario representa para el patrimonio cultural e histórico, al estar a unos 200 metros del Castillo de San Felipe de Barajas.

Los magistrados Claudia Peñuela y Roberto Chavarro tuvieron en cuenta los argumentos expuestos por el Ministerio Público, que señaló que el Curador Urbano N°1 (quien autorizó la licencia para el proyecto) “desconoció” las normas del POT que impedían desarrollar viviendas VIS en el área donde se alza la torre de 30 pisos.

Indica que se dio “un alcance equivocado” a la circular del 10 de diciembre del 2013, relacionada con la altura máxima y densidad en proyectos VIS, como también expresa que la zona donde se encuentra la torre Acuarela hace parte de la periferia histórica de la fortificación.

La Promotora Calle 47 SAS aduce que la medida cautelar carece de sustento y que a partir de la misma se da una aplicación indebida del “Principio de Precaución”, así como sostiene que la obra no vulnera el patrimonio.

Frente a estos argumentos presentados, el Tribunal expresó que sí se encontraron “otras razones de mayor peso” para confirmar la decisión de primera instancia.

“(Para) La Sala, actuando como Juez Constitucional de segunda instancia, resulta procedente confirmar las medidas cautelares dictadas por la A-quo”, destaca el tribunal.

Advierte que se están amenazando “los derechos colectivos al patrimonio cultural de la Nación, la moralidad administrativa, el goce del espacio público, la utilización y defensa de los bienes de uso público y la realización de construcciones, edificaciones y desarrollos urbanos, respetando las disposiciones jurídicas de manera ordenada y dando prevalencia al beneficio de la calidad de vida de los habitantes con la construcción del proyecto Aquarela, en sus cinco etapas”, destaca el Tribunal.

La decisión de confirmación de la suspensión de las obras fue emitida el pasado 6 de abril, luego que la Sala del Tribunal Administrativo de Bolívar estudiara un recurso de apelación que contra la medida cautelar presentó la firma constructora del proyecto Aquarela.

Encuentre más contenidos

Fin del contenido