Cargando contenido

También había comenzado a vender sus propiedades para declararse insolvente, según la Fiscalía.

Wilman Muñoz cometió toda serie de robos en la Universidad Distrital entre 2015 y 2019, mientras se desempeñó como director del Instituto de Extensión de ese centro educativo.
Wilman Muñoz cometió toda serie de robos en la Universidad Distrital entre 2015 y 2019, mientras se desempeñó como director del Instituto de Extensión de ese centro educativo.
Foto: Colprensa

Wilman Muñoz, exdirector del Instituto de Extensión de la Universidad Distrital, habría sustraído más de 9.000 folios de su antigua oficina una vez conoció de la magnitud de las investigaciones que tanto la Fiscalía como la Procuraduría adelantaban en su contra, por el desfalco en la institución de educación superior.

Así lo reveló el fiscal del caso durante la audiencia que se adelanta en contra de Muñoz, en los juzgados de Paloquemao, en Bogotá. “En los últimos días en los que estuvo en su cargo, sacó varias cajas, oficios, AZ que contenían información relacionada con el manejo financiero”, precisó el funcionario judicial.

Lea también: Fiscalía señala a exdirectivo de U. Distrital de apropiarse de $12 mil millones

La exsecretaria de Muñoz en la Universidad Distrital le contó a la Fiscalía, a través de una declaración juramentada, la forma en que el procesado sacó los documentos con los que se demostraría que se desviaron más de 12 mil 200 millones de pesos a través de transacciones financieras.

La Fiscalía también reveló que Wilman Muñoz no solo trasladó varios documentos desde las instalaciones de su antigua oficina hasta su residencia, sino que también se determinó que estaba vendiendo todos sus bienes para declararse insolvente.

De esa manera, asegura la Fiscalía, buscaba no responderle al Estado por los recursos de los que se habría apropiado con el aparente respaldo de la extesorera de la universidad, Patricia Gamboa.

El organismo judicial acusó a Wilman Muñoz  y a Gamboa de los delitos de peculado por apropiación, concierto para delinquir y falsedad en documento público.

Según explicó el representante del organismo investigador, se habría creado una empresa criminal para defraudar a la Universidad Distrital desviando 12 mil 209 millones de pesos.

También se conoció que quien abrió la cuenta bancaria a la que se hacían transferencias ilegales fue Boris Rafael Bustamante, quien en el año 2012 fue rector encargado de la institución.

Para la apertura de dicha cuenta no se emitió ninguna autorización de la dirección de la Universidad, ni tampoco hubo un acto administrativo que respaldara dicha decisión.

Se concluyó que la única firma autorizada ante el Banco de Occidente era la de Muñoz y, de acuerdo con la Fiscalía, este habría firmado 369 autorizaciones por 7 mil 866 millones de pesos, 15 certificados de disponibilidad y 18 certificados de registro presupuestal. Según la investigación estos documentos, fueron falsificados.

"Ustedes sabían que esas órdenes y esos registros no se podían realizar y con pleno conocimiento de su actuación, manipularon y maniobraron de manera descarada un manejo contable y financiero con el único ánimo de robustecer esa cuenta corriente para luego lograr la apropiación ilícita de esos recursos", afirmó el fiscal del caso.

Se concluyó también que el exdirector de Instituto de Extensión de la Universidad Distrital, se autogiró 369 cheques entre 2015 y 2019, por un valor de 11 mil 624 millones de pesos.

En enero de 2019 se hicieron seis transacciones por 6 mil 834 millones de pesos en pagos a hoteles en Cartagena, cenas en costosos restaurantes y compras de elementos personales. También en ese mismo mes del presente año, se autogiró cinco cheques por 223 millones de pesos.

En 2018 se realizaron 111 transacciones destinadas a compras de 74 millones 34.834 pesos; en 2017 se efectuaron 66 transacciones por 28 millones 223 mil pesos para compras de tipo persona y en 2016 se hicieron 49 transacciones por 28 millones 442 mil pesos en compras en tiendas de marca. También se estableció que se autogiró 3 mil 506 millones de pesos.

El Fiscal agregó que no existe ningún tipo de cuenta de cobro que justifique que el dinero fuera transferido desde la Universidad Distrital a la cuenta desde la que se efectuaron las maniobras ilegales.

"No existe ninguna factura que justifique las transacciones ni los cheques que se expidieron; eran órdenes de pago ficticias, con las que operaba la empresa criminal que lideraba Wilman Muñoz", explicó el Fiscal.

Se conoció que también se firmaron 866 millones de pesos en cheques de gerencia que fueron girados a nombre terceros para la compra de tres vehículos de alta gama. Uno de los automóviles costó 210 millones de pesos era de marca Mercedes Benz y fue entregado a Nicolás Mahecha, hijo de Muñoz.

Con una tarjeta de crédito se pagaron hoteles cinco estrellas, restaurantes costosos generando entre 2015 y 2019, más de 40 millones de pesos en gastos. Todas las compras eran de carácter personal y se descontaban los pagos a través de débito automático, directamente de los recursos de la Universidad Distrital. Los gastos en total representaron 188 millones de pesos, tan solo por la tarjeta de crédito. 

Lea también: Wilman Muñoz aceptó millonario robo de recursos de la Universidad Distrital Así fueron los gastos

Muñoz solo aceptó los delitos de peculado por apropiación y falsedad en documento público, frente al concierto para delinquir agravado, dijo no estar de acuerdo. Por su parte, Gamboa no aceptó los cargos. 

Con base en las pruebas recopiladas, la Fiscalía General solicitó imponer medida de aseguramiento con detención preventiva de la libertad en establecimiento carcelario contra Muñoz y contra la extesorera de la Universidad Distrital.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido