Cargando contenido

El ministro Guillermo Botero habló sobre el decreto firmado y aseguró que "las dosis se destruyen por cualquier medio".

Guillermo Botero, ministro de Defensa (izquierda) y el general Alberto Mejía, comandante de las Fuerzas Militares (derecha)
Guillermo Botero, ministro de Defensa (izquierda) y el general Alberto Mejía, comandante de las Fuerzas Militares (derecha)
Colprensa

En diálogo con RCN Radio, el ministro de Defensa, Guillermo Botero, se refirió a la manera en que se adelantarán los operativos de incautación de cualquier dosis de droga en las calles, además de los objetivos que tendrán estas acciones tras la firma del decreto que avala el procedimiento.

Vea también: Decreto que avala incautación de la dosis mínima es inconstitucional: Exministro de Justicia

Inicialmente, manifestó su preocupación por el fenómeno de venta de drogas en los colegios, algo que para él pareciera como "si fueran dulces". Además, dijo que se enfrentará este fenómeno con las políticas claras no solo para dar captura a los traficantes sino también disminuir el consumo.

"Es cierto que nadie ha inducido -a los niños y jóvenes-, pero en la medida en que encuentran disponibilidad, la propensión al consumo puede aumentar (...) -los jíbaros- los vuelven adictos y así buscan vender más", comentó el ministro.

"Estamos ante una medida de tipo administrativo, las mediciones son importantes, se harán periódicamente para saber los resultados y alcances, lo que no se mida no sirve", destacó sobre la hoja de ruta.

Vea también: La batalla jurídica que se viene por decreto de dosis mínima

El ministro Botero además fue enfático en decir que esta esta una "política de Estado" que con el trabajo de la Policía buscará perseguir al microtráfico. "Esto no es una medida enfocada a los consumidores, lo que pasa es que si esa persona posee droga en lugares públicos, pues la Policía lo puede aprehender. Lo que hace el decreto es crear un procedimiento (...) es un tema más sencillo de lo que se puede estar planteando", explicó.

El presidente Duque se resiste al porte de la dosis personal | El Hilo

Destrucción de los estupefacientes, ¿libre de corrupción?

Un tema que no está claro del todo es el referente a, una vez detectado el sujeto portador de la dosis, el procedimiento consecuente hasta llegar a la destrucción de los estupefacientes.

"Esto no tiene mayor problema. Lo que se decomisa son dosis mínimas, no grandes cantidades, que tienen un protocolo totalmente diferente. Si se encuentra una cantidad importante ya se sabe cual es el procedimiento", dijo inicialmente Botero.

"La persona se lleva a la estación de Policía, donde autoridades de mayor rango supervisan la destrucción de las drogas, es un procedimiento supremamente sencillo", agregó.

Vea también: Estas son las drogas que serán incautadas tras la firma del decreto

Al ser cuestionado sobre la posibilidad de que se presente corrupción en el desarrollo del procedimiento, dijo que tiene un diseño claro y que las autoridades "son personas de carrera que me parecería tonto -tomaran el riesgo-, pues es una cuestión que no es rentable. No creo que pongan en riesgo su puesto por eso (...) las dosis se destruyen por cualquier medio".

Finalmente, dijo que el procedimiento contra las personas que tienen cantidades mayores y más importantes de droga no cambia. "Son judicializadas. Si se encuentran con una 'paca' o 'panela' de marihuana, en este caso el delito es porte y trafico de estupefacientes".

Debate sobre la dosis mínima| RCN Radio
Fuente

RCN Radio

Encuentre más contenidos

Fin del contenido