Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Vi “La ventana indiscreta” con cierta psicosis y vi “Psicosis” desde la ventana indiscreta de la angustia. La primera a partir de los ojos de voyerista de su protagonista, el actor James Stewart, y la segunda desde la mente perturbada del asesino en serie Norman Bates, interpretado por Anthony Perkins. Ambas obras maestras de la cinematografía de Alfred Hitchcock, el gran director inglés.

Hitchcock es uno de los cineastas preferidos de Mauricio Laurens, quien escribió el libro-diccionario “Grandes personalidades del séptimo arte: El abecé del cine de autor”, publicado a finales del año pasado por Intermedio Editores de la Casa Editorial El Tiempo. De consulta obligada, reveladora y didáctica, y a través de un viaje por diferentes épocas, escuelas y nacionalidades, en esta obra el reconocido crítico de cine y profesor universitario hace un extenso recorrido por la filmografía de los 224 cineastas más importantes en la historia de los 125 años del séptimo arte.

En su recopilación Laurens viaja desde la A del alemán Fatih Akin, el estadounidense Woody Allen y el español Pedro Almodóvar a la Z del italiano Franco Zeffirelli y el chino Yimou Zhang, pasando por el citado británico Hitchcock, el hispanofrancomexicano Don Luis Buñuel –como él le dice con respeto y admiración- y grandes realizadores de todas las latitudes del maravilloso microcosmos del cine.

De la filmografía de Don Luis Buñuel, por ejemplo, al que considera tan europeo como latinoamericano, tan español como mexicano y francés, afirma que sus obras “El perro andaluz” y “La edad de oro" son las películas surrealistas más importantes de la historia del cine.

Como me sucede con tantos libros y películas, hace algún tiempo he querido volver a ver “El ciudadano Kane”, dirigida por el icónico y controvertido Orson Welles y considerada por muchos como la mejor cinta de la historia. Antes de repetirla, y cuando se acaban de entregar los Premios Globos de Oro que inician el serial de galardones de Hollywood hasta concluir con los Óscar el próximo 25 de abril, voy a ver qué dice el libro de Mauricio sobre Welles y su obra con el fin de enriquecer y contextualizar la renovada experiencia:

“’El ciudadano Kane’ (“Citizen Kane”, 1941), un personaje inventado conjuntamente con Hermann J. Mankiewics, pero que bastante se parecía al del magnate de los medios de comunicación William Hearst. Crisis y desmoronamiento moral o ético de una sociedad opulenta; evocación nostálgica del edén perdido y de una infancia irrecuperable; soledad y manipulación del poder; más, la inutilidad del dinero o de cierta plutocracia en declive (“de no haber sido rico, quizás hubiera sido una buena persona”)”.

Pertinente, agudo y sintético análisis del filme, que se puso otra vez de moda en estos días a raíz de la nominación de “Mank” a seis Globos de Oro, la película más nominada pero que a la postre se quedó con las manos vacías. De todos modos, una extraordinaria, divertida, biográfica y crítica obra, de convincentes actuaciones, que gira en torno a la figura del talentoso y alcohólico guionista Mankiewics (“Mank”) y que al final deja mal parada la figura deslumbrante y la ética profesional del director y productor Orson Welles. No la pierdan de vista de cara a los Premios Óscar.

Con una trayectoria de más de 40 años en el mundo del cine, que incluye sus columnas en el periódico El Tiempo, sus programas radiales en la emisora HJUT y sus clases y cineclub en la Universidad Externado, el colega, paisano y amigo santandereano de ascendencia francesa ha escrito libros como “El vaivén de las películas colombianas”, “Enfoques de película” y “Memorias del club de cine externadista: Más allá de la pantalla (2008-2015)”. Su trabajo y pasión por el séptimo arte lo han llevado a prestigiosos festivales como los de Cannes, Cartagena, San Sebastián, Biarritz, La Habana y Río de Janeiro. 

Con motivo del lanzamiento del libro-diccionario tuve la oportunidad de dialogar con Mauricio Laurens en lo que resultó ser una profunda, ilustrativa y amena entrevista para la emisora virtual RCN Clásica. En ésta el autor nos dejó una de las más completas y claras explicaciones de lo que es el séptimo arte:

“Primero que todo hay que pensar en las seis artes tradicionales, es decir, las tres artes plásticas: la pintura, la escultura, la arquitectura; hay que pensar entonces en las otras tres, que son las artes escénicas -el mundo del teatro y de la danza-, la literatura -las letras- y la música. Entonces, el cine primero que todo es una fusión, como una integración de las seis artes tradicionales. El cine pasa a ser la primera de las artes no tradicionales. Claro, tiene un precursor, que es la fotografía”.

Por supuesto, el cine colombiano no podía quedar por fuera del texto enciclopédico del autor. Acá traza un paralelismo entre el cine nacional, enmarcado en el nuevo cine latinoamericano, y el llamado boom de la literatura latinoamericana de las décadas del sesenta y setenta. Laurens lo ubica en el contexto histórico del realismo social y crítico de la época, un cine político y de denuncia. Más allá de los contemporáneos Sergio Cabrera, Víctor Gaviria y Ciro Guerra, la trilogía más reconocida del cine colombiano, destaca a Marta Rodríguez, una cineasta bogotana de origen santandereano a quien considera la mujer más importante que ha producido el cine nacional.

“Grandes personalidades del séptimo arte: El abecé del cine de autor” es un libro-diccionario de carácter didáctico, informativo y analítico, de consulta permanente para estudiantes, profesores, periodistas, cineastas, cinéfilos y público en general. Además, recomendado especialmente para esta temporada de celebración de famosos premios internacionales en el fabuloso universo del celuloide.
 

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.