Cargando contenido

En principio, es una capacidad bastante limitada, por la poca ascendencia reciente que han tenido ‘Santrich’ y ‘Márquez’.

Iván Márquez
Iván Márquez
Foto: YouTube Agencia Bolivariana de Prensa

El video conocido este jueves (en el que ‘Iván Márquez’, ‘Jesús Santrich’ y ‘El Paisa’ anuncian su retorno a las armas) constituye el primer anuncio de una deserción organizada al proceso de paz con las Farc y hace concreta la intención de iniciar un proceso insurgente. El impacto y contenido político es mayor que en términos de seguridad para el país.

Los desertores mismos dicen que están en la frontera con Venezuela, en Puerto Inírida. En el video se ve un número de hombres y mujeres, no más de dos decenas, con una dotación de baja calidad y pocas y diversas armas.

Lo primero es resaltar que hoy día no existe continuidad entre este grupo de desertores dado a conocer hoy, como tampoco existe unidad ni capacidad de comando y control alguna de la actividad violenta que hacen los grupos que llaman “disidentes” de las Farc.

Esta actividad, de hecho, ha venido cayendo en el último semestre de manera muy importante: hoy día no alcanza a contarse por más de veinte el número de acciones violentas en contra de la Fuerza Pública atribuida a estos diversos y dispersos grupos. Tampoco superan los combates de todos esos grupos más de 16. Estos grupos tienen presencia en un número bastante limitado de municipios del país.

Los disidentes están descoordinados

No solo hay vínculo probado entre los desertores y los “disidentes”, como tampoco hay coordinación o vínculos logísticos entre todos esos diversos grupos “disidentes” de las Farc. Hubo un intento de alias ‘Gentil Duarte’ –primer guerrillero disidente del Acuerdo de Paz– por extender su poder armado de Guaviare, Caquetá y Meta al departamento de Norte de Santander; ese propósito fue repelido por la fuerza pública y por las mismas disputas que se mantienen por el poder territorial entre grupos armados ilegales en la zona del Catatumbo.

Su intención es ofrecer liderazgo criminal

Ahora bien, lo que sí se puede concluir de este video es que el objetivo inicial de este grupo, de acuerdo a su anuncio, es precisamente tratar de ofrecerle una unidad de mando a esas diferentes estructuras. De hecho, hacen un llamado a esos grupos criminales –muchos de ellos existentes desde antes de la dejación de armas de las Farc– para que se unan a ellos. Habrá que ver cuál es la capacidad que tiene ‘Iván Márquez’ y ‘Jesús Santrich’ de lograr esa unidad. En principio, es una capacidad bastante limitada, por la poca ascendencia reciente que han tenido estos dos líderes sobre los excombatientes y los “disidentes”. Su capacidad, en últimas, hoy depende de su éxito con el crimen organizado y, por qué no decirlo, del régimen venezolano.

Riesgo de terrorismo al alza

El anuncio de los desertores  con ‘Iván Márquez’ a la cabeza, sí nos debe llevar a subir la alerta de riesgo de terrorismo. Si bien este grupo de desertores no tiene la capacidad de adelantar operaciones militares en contra de objetivos de la Fuerza Pública, a la ‘manera guerrillera’, sí resulta preocupante que en este video aparezca ‘El Paisa’, quien fue durante muchos años el encargado de organizar las acciones terroristas urbanas de las Farc.

En materia de riesgo es importante que los organismos de seguridad del Estado reconozcan esta alerta de seguridad y llamen a la cercanía de la ciudadanía con las autoridades. La mejor manera de neutralizar este riesgo es con esa cercanía que lleva a una confiada y fluida comunicación hacia las autoridades.

Vale la pena decir, de todas maneras, que Colombia viene de tiempo atrás preparada en contra de este tipo de acciones de terrorismo urbano, especialmente después de los dos recientes atentados terroristas urbanos del ELN a comienzos del año pasado en Barranquilla y de este año en Bogotá.

*Jorge A. Restrepo es director del Centro de Recursos para el Análisis del Conflicto (CERAC) y profesor de la Universidad Javeriana.

Fuente

RCN Radio

Encuentre más contenidos

Fin del contenido