Cargando contenido

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Embajador de Colombia en Estados Unidos, Luis Gilberto Murillo, y el presidente de Colombia, Gustavo Petro
Embajador de Colombia en Estados Unidos, Luis Gilberto Murillo, y el presidente de Colombia, Gustavo Petro
Colprensa

Las declaraciones del presidente Gustavo Petro después del ataque de Hamás no solamente han tensionado las relaciones diplomáticas entre Colombia e Israel; también están generando férreas reacciones desde Estados Unidos.

El congresista Michael McCaul, presidente del Comité de Relaciones Exteriores de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, y María Elvira Salazar, presidenta del Subcomité del Hemisferio Occidental, emitieron una declaración conjunta condenando tajantemente la posición del máximo jefe del Estado colombiano.

Los congresistas manifestaron sentirse "consternados" ante las "publicaciones desquiciadas y antisemitas" de Petro, a través de su cuenta de X. "En ningún universo debe un líder, especialmente uno que gobierna una nación democrática, comparar a Israel con la Alemania nazi y acusarlo de genocidio", menciona el comentario.

En el comunicado también alertan de que esos comentarios exacerban el antisemitismo y amenazan además la seguridad de la comunidad judía en Colombia. "Su hostilidad (de Petro) con la verdad amenaza nuestra histórica relación bilateral", añadió.

Ante este pronunciamiento, la embajada de Colombia en Estados Unidos, en cabeza de Luis Gilberto Murillo, se dirigió formalmente a los congresistas con el fin de sostener un diálogo más respetuoso, como "socios estratégicos y aliados históricos".

"La cercanía y alcance de nuestra relación deberían ser suficientes para no trascender a lenguaje insultante y emocionalmente cargado que compromete la dignidad del cargo de Presidente de Colombia y del propio Presidente Gustavo Petro", manifestó Murillo.

El embajador afirmó además que estaba "disponible" para tener una discusión sobre las relaciones exteriores de Colombia, pero instó "respetuosamente en que el discurso público sobre estos temas debe, como mínimo, llevarse a cabo con la debida deferencia y atención que se otorga a un socio bilateral importante.".

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.