Cargando contenido

La senadora del Centro Democrático tildó las causas de la activista sueca de “patética y ecolojeta”.

María Fernanda Cabal, congresista
La congresista María Fernanda Cabal indicó que la situación de compra de votos es una persecución política en su contra.
Colprensa

Greta Thunberg es una de las personas que mayor notoriedad y reconocimiento ha tenido en los últimos días en el mundo entero. De hecho, este miércoles fue distinguida por la fundación Right Livelihood Award con el denominado Nobel Alternativo.  

Esa distinción la alcanzó la joven sueca por inspirar y amplificar las demandas políticas por una acción climática urgente, en medio de las dificultades que vive el planeta por el calentamiento global y la inacción de los líderes mundiales para mitigar su impacto

Pese a que en el mundo esta niña, de apenas 16 años de edad, ha sido elogiada por su activismo ambiental, la senadora uribista María Fernanda Cabal lanzó una serie de señalamientos en contra de Greta Thunberg.  

Hasta de “ecolojeta y ridícula” tildó la congresista del Centro Democrático la causa que ha llevado hasta la ONU la joven Greta Thunberg. Primero envió mensajes personales y luego hizo eco de señalamientos de terceros. 

“‘Plástico reciclable’”, escribió la senadora al divulgar una foto de la joven sueca mientras se movilizaba en tren y comía algunos panes y verduras que estaban empacados en bolsas y envases de plástico. 

Además, Cabal divulgó también un mensaje donde se habla de la supuesta “cara oculta” del viaje ecológica de Greta Thunberg. “La travesía de dos semanas en el potente yate supone más emisiones de CO2 a la atmósfera”, dice el informe replicado por la senadora. 

Lea además: Hombre se lanza a las vías de un tren con su hija de cinco años y ella se salva

Pero fue más allá al hacer una mofa de las palabras de la activista quien dijo que por su defensa del planeta le han robado su infancia

¿Así o más claro? ‘Me han robado mi infancia’”, señaló María Fernanda Cabal al mover una foto de Greta Thunberg ante la ONU y un menor de edad que trabaja en una granja agrícola.  

Y es que, de acuerdo a la senadora, hay detrás un “lucrativo negocio” en la intención ambiental de la activista Greta Thunberg. Según ella, hasta políticos y energéticas la financian. 

Lea también: América ganó el primer partido de la final la Liga Femenina

Patético”, escribió al advertir que la ONU ha servido de plataforma al negocio “ecolojeta” de una “niña patrocinada” que –según ella– tiene toda una “teatralidad”. 

Por eso, la senadora se atrevió a decir que es “simplemente ridículo” lo que ha pasado alrededor del activismo de Greta Thunberg

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido