Foto: Colprensa

Patria Nueva, fundado por el general (r) Luis Mendieta, no logró las firmas necesarias para constituirse como movimiento político y así poder participar de las elecciones parlamentarias de marzo del próximo año. Esto generó una confrontación entre los dirigentes políticos y la Registraduría Nacional, bajo el argumento de que el organismo electoral no respetó los 10 días de plazo que tenían para presentar un recurso que permitiera una nueva revisión de las firmas. Alejandra Bermejo, directiva de Patria Nueva, dijo que esto es un golpe a la democracia colombiana. “La Registraduría hizo un acto arbitrario porque sin un acto en firme ellos no pudieron habernos sacado de plano con un sorteo en el cual nosotros también teníamos derecho y por eso agotaremos las vías legales”, señaló. El registrador delegado para asuntos electorales, Jaime Hernando Suárez, respondió diciendo que se revisaron más de 100 mil firmas presentadas por el movimiento Patria Nueva, de las cuales solo un poco más de 37 mil fueron avaladas. Esto quiere decir que no alcanzaron el requisito de tener 50 mil firmas para poder participar del proceso electoral. “El problema es que encontramos muchas personas que firmaron repetido, les hemos entregado a ellos el CD, personas que pusieron nombres que no existen en el archivo nacional de identificación, cédulas que no existen y cédulas que no corresponden a ese nombre”, manifestó. El registrador delegado para lo electoral afirmó que el movimiento Patria Nueva puede presentar acciones legales y la entidad estará dispuesta a acatar los fallos judiciales. A parte de Patria Nueva, los movimientos “Colombianos en Acción”, que era un comité de voto en blanco y “Reserva Activa y Sociedad Civil Colombiana”, tampoco alcanzaron las firmas necesarias para participar en las elecciones.