Cargando contenido

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Calidad de Vida (ECV) en 2018, tan solo el 8,8% de los hogares rurales tenían acceso a gas natural.

Campesinos, Vereda El Tigre, Guaviare
Campesinos, Vereda El Tigre, Guaviare
RCN Radio

Ante el Congreso de la República, varios parlamentarios en compañía del Ministerio de Vivienda radicaron un proyecto de ley que busca aumentar las posibilidades de acceso a la vivienda digna en zonas rurales y mejorar las condiciones de las ya existentes en el país.  

La iniciativa busca, además  cerrar las diferentes brechas que existen entre el campo y la ciudad, para la construcción de nuevas viviendas y el mejoramiento de las existentes, creando con esto condiciones de bienestar para la población rural. 

Lea además:Supuesto choque de Gaviria y Vargas Lleras por elecciones en Bogotá

La representante a la Cámara Juanita Goebertus, una de las ponentes explicó que “es un proyecto para concentrarnos en esa paz en un sentido amplio, en la transformación de esos territorios más afectados por la guerra, en la paz que tiene esa vocación de unirnos”.  

Entre 2010 y 2018 el porcentaje de población pobre en términos monetarios se redujo en 10,2 puntos porcentuales y el porcentaje de población en pobreza multidimensional, se redujo en 10,8 puntos porcentuales.  

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Calidad de Vida (ECV) en 2018, tan solo el 8,8% de los hogares rurales tenían acceso a gas natural, mientras que el 80,3% de los hogares en cabecera contaban con este servicio. Algo similar pasa con el servicio de acueducto ya que la cobertura en centros poblados y rurales dispersos fue del 51,1% de hogares, y en las cabeceras de 97,2%. En acceso a alcantarillado la situación es igual de preocupante con una cobertura de 12,6% en centros poblados y rurales dispersos y de 92,4% en cabeceras. 

Lea también:La advertencia del CNE a los candidatos con la segunda votación para Alcaldías

El proyecto también busca crear un catálogo abierto de vivienda rural para fortalecer el conocimiento cooperativo entre la academia, el Gobierno y el sector privado.  

“Esto contempla unas medidas en materia de recursos y prioriza los territorios más afectados por la guerra, así como los municipios con mayores índices de pobreza”, aseguró Goebertus.  

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido