Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Presidente Iván Duque en la Casa de Nariño
Presidente Iván Duque en la Casa de Nariño.
Cortesía: Presidencia

El presidente del Congreso, Lidio García, tomó la decisión de revivir las 16 curules de paz para las víctimas y enviar ese acto legislativo a la Casa de Nariño para que se proceda a su promulgación.

La decisión de García es revocar el acto administrativo que se emitió en el 2017, el cual declaró hundida esta reforma constitucional, con el argumento de que la norma sí tuvo las mayorías necesarias para ser aprobada.

Lea también: Expresidente del Congreso defiende decisión que hundió las curules de paz

Sin embargo, al interior del Gobierno la noticia no cayó muy bien. Algunos voceros como el Alto Comisionado para la Paz, Miguel Ceballos, afirmaron que la sentencia de la Corte Constitucional del 2019 sobre la conformación del quórum para la aprobación de las leyes, no puede aplicarse de manera retroactiva a una decisión que se tomó dos años atrás.

De hecho, fuentes informaron que el Gobierno Nacional estaría pensando en acudir a fórmulas jurídicas que le permitan al presidente Iván Duque objetar el proyecto o devolverlo al Congreso, en caso de que le llegue a sus manos para su promulgación.

El entonces presidente Juan Manuel Santos, argumentando que la Constitución no le prohíbe expresamente al Jefe de Estado rechazar un acto legislativo cuando lo considere inconveniente para el país, pudo objetar la reforma a la Justicia y el Congreso la hundió en sesiones extraordinarias.

Sin embargo, algunos congresistas han señalado que la legislación no le permite al mandatario objetar una enmienda constitucional y así lo dejó claro el Consejo de Estado cuando determinó que lo ocurrido con la reforma judicial fue un hecho atípico que no estuvo ajustado a la ley y que no puede volver a repetirse.

El representante José Daniel López, dijo que “no se pueden objetar las reformas constitucionales, máxime cuando existe jurisprudencia clara tanto de la Corte Constitucional como del Consejo de Estado que determina que una reforma constitucional no se puede objetar. No se trata solo de la opinión sobre el proyecto, sino también del respeto por el equilibrio de poderes y la defensa del Estado de Derecho”.

Consulte aquí: ¿Incongruencias en la Procuraduría sobre caso de Besaile?

Por su parte, el senador Roy Barreras indicó que si el presidente Duque se niega a promulgar este acto legislativo, acudirán a la Corte Constitucional.

Hay un acto legislativo que fue aprobado, la Constitución debe honrarse, el Gobierno debe promulgar las 16 curules para las víctimas y resulta triste y mezquino que haga todo lo posible para negarle la voz a más de 8 millones de compatriotas que sufrieron el desplazamiento forzado, la desaparición forzada, la muerte de sus seres queridos. Esas víctimas, incluidas las de las Farc, deben tener vocería legítima propia”, indicó.

El debate jurídico está planteado, pero aún no se conoce si el presidente del Congreso puede revocar autónomamente el acto administrativo emitido por el senador Efraín Cepeda que declaró archivada esta reforma, o si debe pedirle al Consejo de Estado que lo haga a través de una decisión judicial.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.