Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Protesta de docentes provisionales
Protesta de docentes provisionales
Veeduría Ciudadana Comunal Catatumbo

Centenares de profesores en situación de provisionalidad en zonas de conflicto del país le piden al Ministerio de Educación mantener sus empleos, ya que por cuenta de un concurso de méritos serían reemplazados.

Judith Rodríguez es una profesora provisional de Planadas Tolima. Ha protegido a sus estudiantes en un lugar al que no entraba ni el ejército.

Le puede interesarAsí se siente regresar al colegio en pandemia

Recordó que en más de una oportunidad la propia fuerza pública les advertía que no podrían cuidarlos y aun así acudían a su escuela “y llegamos a la comunidad que estaba allí, muy asustada, porque había conflicto. Nos dijeron que no teníamos por qué estar ahí y que se aterraban de vernos”. 

Audio

(AUDIO) Las historias tras los docentes provisionales que no quieren dejar sus colegios

0:27 5:25

En otro departamento Omaira Samboní lleva toda la vida siendo profesora provisional. 32 años en Caquetá, de los cuales hace 17 está en una escuela en zona rural de Morelia.

Según ella, su rutina consiste en que “salgo cada 15 o 20 días a visitar a mis hijos, me desplazo en un mixto (bus), de ahí a pie o a caballo y llego a la escuela más o menos a las 4 o 5 de la tarde, dependiendo del clima”.

Solinda Bocanegra, del Tolima, aseguró que no solo han sido profesores “porque los estudiantes pasan a ser nuestros hijos”.

Añadió que “tuvimos, acá en el territorio tiempos difíciles, de hostigamientos, de masacres, cantidad de cosas que ustedes no se alcanzan a imaginar”. 

Grandes personajes: Juan Pablo Culasso, el hombre del oído absoluto y de los sonidos invisibles

Ana Moreno se ha especializado en llegar a lugares difíciles, adonde no cualquier profesor va. Nos contó que “hay que coger 3 transportes: 4 horas en carro, 3 en canoa y 1 a caballo para llegar a la sede”.

Dijo que a lo largo de su trabajo tuvo un accidente “donde perdí 1 riñón, me tumbé 2 dientes, me aporree la cabeza y los brazos”.

Cualquiera diría que estos profesores buscarían que los trasladaran de esto lugares difíciles, pero su intención es la contraria, quieren quedarse allí y su drama es que, al parecer, no podrán conseguirlo.

Hace unos meses reportamos la manifestación que hizo un grupo de profesionales en el Tolima. Aseguraban, al igual que hoy, que el concurso docente pondrá a otros maestros en su lugar, desconociendo que su labor ha ido mucho más allá que la de impartir conocimiento.

Edith Rocío Marín es profesora provisional al otro lado del país en el departamento de Bolívar. Asegura que se siente desplazada por el concurso.

De interés: Tras las pistas de los asesinatos y masacres de jóvenes en Colombia

“Somos personas profesionales que venimos laborando hace muchos años en estas zonas de posconflicto”, dijo y advirtió que “estos docentes en la mayoría de los casos somos madres cabezas de hogar, con enfermedades y con deudas financieras”.

Ella lo dice, muchas son mujeres, pero también hay hombres, como el profesor de Matemáticas, Víctor Manuel Castañeda en la Amazonía, quien aseguró que “hemos construido progreso, paz y armonía en estas regiones".

Ellos se han coordinado para desplazarse hacia Bogotá y protestar, a fin de que el Gobierno Nacional los escuche.

Llegarán de Caquetá, Tolima, Antioquía. Norte de Santander, Bolívar, Córdoba. Nariño y Putumayo para marchar este lunes 15 de febrero por las calles Bogotanas hacia el Ministerio de Educación.

Consultamos a esa entidad en busca de algún pronunciamiento sobre la situación, al igual que lo hicimos con las primeras protestas. Hasta la publicación de este informe no hemos obtenido ninguna respuesta.

Fuente

RCN Radio

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.