Cargando contenido

Falta camino por recorrer para tener ligas profesionales femeninas en todo el mundo, que busquen la profesionalización de sus jugadoras.

Fútbol femenino
Foto tomada de AFP

Históricamente el fútbol se ha asociado a un deporte masculino en todo el mundo y los equipos femeninos se han visto opacados, al no tener el mismo apoyo ni la misma visibilidad.  

La introducción de eventos como la Copa Mundial Femenina de la FIFA en el año 1991, la creación de la Copa Mundial Femenina Sub-20 de la FIFA en 2002 y la Copa Mundial Femenina Sub-17 de la FIFA en el año 2008, son algunos ejemplos de los esfuerzos que se han hecho para visibilizar este deporte practicado por mujeres.  

A pesar de esto, actualmente no todos los países tienen una liga profesional femenina que busque la profesionalización de sus jugadoras. En Europa, por ejemplo, existen algunas ligas como la inglesa, la sueca o la alemana que tienen una tradición muy fuerte y muchos años de trabajo detrás.  

Otros países como España, son un caso reciente de camino a la profesionalización que hoy tiene como resultado un torneo de primera división que cuenta con 16 equipos españoles que juegan dos vueltas.  

“Desde los últimos tres años se inició un proyecto de la mano de los clubes, donde la liga profesional masculina se sumó como impulsor para trazar una estrategia de crecimiento, de dinamización y de profesionalización de este deporte” según Pedro Malabia, director de fútbol femenino de La Liga en España

Lea tambiénJugadora de la Selección Colombia asegura que pagó para estar en una concentración

Para el director, aunque esta actividad todavía no es rentable, se están haciendo diferentes esfuerzos de inversión para cambiar la tendencia y apoyar a las jugadoras.

La transformación de las relaciones laborales entre los clubes y las profesionales fue un punto de inflexión que supuso que una actividad, que antes no estaba regulada, pasara a regirse bajo las normas españolas.  

De acuerdo con Malabia “es destacable que desde hace tres años uno de los términos que se fijó fue que todas las jugadoras tenían que tener un contrato laboral, con una cotización al sistema de seguridad social y un aporte de protección”.  

Audio

[AUDIO] Escuche el informe completo

0:27 5:25

A pesar de estos esfuerzos en España, en el país europeo las futbolistas deben enfrentarse a una enorme brecha salarial como en todo el mundo.   

Al igual que las recientes declaraciones de algunas jugadoras colombianas, Paula Ricart, jugadora del Valencia, asegura que una mujer no puede vivir del fútbol. Esta deportista, que lleva jugando siete años en España y ha desarrollado su carrera deportiva allá, argumenta que la mayoría de las jugadoras deben tener un 'plan b' para sostenerse económicamente.  

“Soy estudiante de medicina porque a largo plazo no puedo contar con el fútbol. Todas tenemos una carrera paralela, pues si entre nosotras mismas ya hay una brecha salarial importante es aún mayor con el fútbol masculino. Es algo desorbitado, ni siquiera ganamos una décima parte de lo que gana un jugador normal”.  

Le puede interesar'Me too', cuando la agresión y el acoso sexual se tomó el fútbol colombiano

En el caso del continente americano, una de las ligas más fuertes se encuentra en Estados Unidos. Aquí, la liga femenina está compuesta por nueve equipos, algunos asociados a equipos masculinos.  

El Chicago Red Stars es uno de los equipos femeninos independientes. Michael Niche, vocero del equipo, opina que el juego femenino es más rápido que el de los hombres y mucho más técnico, lo que lo hace más atractivo.  

“Creo que en muchos de los juegos de hombres se ve algo más físico y, además, siempre que hay una caída o una falta todos saben que hay parte de teatro en eso. Yo diría que eso nunca se ve en el juego de mujeres porque ellas pueden estar heridas o se pueden caer y se recuperan rápidamente y siguen jugando. Por eso, si un espectador está buscando un juego donde se vea a una persona fuerte, el juego de mujeres puede ser la mejor opción" sostiene Niche.  

Entérese más sobreJugadoras de la Selección Colombia sub-17 que denuncian acoso sexual

En América, otras ligas profesionales que se suman a la lista aparte de EE.UU. son las de Brasil, Argentina y recientemente Colombia.  

Todas, ejemplos de equipos conformados por mujeres futbolistas, que en 2019 sumaron 155 equipos femeninos en el ranking de la Fifa de todos los continentes, aunque no signifique que en esos países existan la condiciones laborales para considerarlas como ligas profesionales.

Fuente

RCN Radio

Encuentre más contenidos

Fin del contenido