Cargando contenido

En el momento de su asesinato tenía cuatro meses de embarazo, 23 años de edad y tres hijos.

Cindy Vanesa Piña Oyola
Cortesía

El 3 de abril en la ciudad de Neiva se conoció el asesinato de Cindy Vanesa Piña Oyola, una joven de 23 años de edad, quien estaba embarazada. El homicida la golpeó en la cabeza, cavó una fosa dentro de la casa y allí la sepultó.

Su hermana Leidy relata que por el golpe sufrió fractura en el cráneo y asegura también que más adelante, el hombre sospechoso de este feminicidio aceptó su responsabilidad.

Lea también: Triple feminicidio enlutó a una familia: la historia de Eileen, Lolly y su mamá Eudenis

Leidy nos contó que el victimario era su pareja sentimental: “La mató el marido y confesó en la cárcel’, dice. 

Audio

[AUDIO] Feminicidios en Cuarentena: La historia de Cindy Vanesa Piña Oyola

0:27 5:25

Cuando Cindy Vanesa apenas tenía 13 años inició una relación sentimental con este hombre unos años mayor que ella, organizaron un hogar y tuvieron tres hijos. Cuando fue asesinada, diez años después, la víctima esperaba su cuarto hijo.

Su hermana recuerda también el día en que Cindy comentó que su esposo estaba “haciendo un hueco para remodelar la casa”.

Le puede interesar también: El feminicidio de Yudi Fernanda: los sueños rotos de la niña que quería ser bióloga

Lo que nunca pasó por su momento en ese momento fue que en ese hueco sería sepultado el cuerpo de Cindy tras el golpe recibido. “La Policía le avisó a mi mamá y la encontraron enterrada ahí”.

Cindy Vanesa Piña Oyola tenía cuatro meses de embarazo cuando fue asesinada.

Fuente

RCN Radio

Encuentre más contenidos

Fin del contenido