Cargando contenido

Hay 3.482 familias afectadas y aisladas del resto del país, sin un albergue y con un hospital principal con solo 20 camas.

Inundación en Guainía
Fundación Ayúdame a Crecer

La federación Oxfam advierte que según datos recibidos del departamento de Guainía, cerca del 40% de la población total es damnificada por el invierno.

Laura Osorio, Oficial de Gestión de Riesgo de Oxfam aseguró que “según estimaciones de la Secretaría de planeación Departamental, las intensas lluvias han producido crecientes súbitas que han afectado a más de 16 mil personas, en su mayoría niños, niñas y adolescentes que corresponden a 3.482 familias”.

Advirtió que la respuesta local es insuficiente para el tamaño de la emergencia y que “la situación desborda la capacidad institucional lo que limita una respuesta integral a la población que está allí. Más del 60% de la población rural, que son indígenas están siendo afectadas”.

Las autoridades sanitarias registran enfermedades como dengue, malaria, infecciones respiratorias, desnutrición, atendidos en el hospital departamental que tiene capacidad de 20 camas.

Oxfam advierte de una afectación directa sobre los cunucos (fincas) de los cuales los indígenas (90% de la población) extraen sus alimentos de cultivos y aves de corral, por tanto, podría verse afectada gravemente la seguridad alimentaria de la región.

La Unidad de Gestión de Riesgo está entregando mercados que cubren el 38% de la población afectada.

El reporte indica además que “la única planta de bombeo con la que cuenta el departamento para el tratamiento del agua está en riesgo de fractura en la captación”. Si se materializa el riesgo, la población entera quedaría sin agua apta para el consumo.

Según Oxfam, el departamento no cuenta con un albergue, ya que lo que se hizo fue adecuar el coliseo que tiene unidades sanitarias, de manera provisional a raíz de la emergencia. “Las ayudas humanitarias son insuficientes”, señala el informe

En materia educativa hasta ahora se han reubicado tres establecimientos educativos y 13 se encuentran cerrados, afectando aproximadamente a 1400 niños y niñas.

El censo de afectados está en desarrollo pero la organización llama la atención sobre “el reconocimiento de la desproporcionalidad en la afectación hacia las mujeres, de acuerdo a su rol, pues entre otras vulneraciones, deben enfrentar una sobrecarga en las tareas de cuidado, acceso al agua y alimentos, y porque adicionalmente se aumentan los niveles de riesgo frente a violencias de género”.

La emergencia inició en la segunda semana de Julio y se estima que dure hasta finales del agosto, pero la población urge mayor apoyo del Estado en varias problemáticas.

Fuente

RCN Radio

Encuentre más contenidos

Fin del contenido