Cargando contenido

Mientras los trabajadores defienden la ley que determinó la jornada diurna, comerciantes dicen que les ha afectado.

Foto Referencial
El indicador de expectativas de producción para los próximos tres meses se redujo 1,9 %
Sistema Informativo del Gobierno

La ley para disminuir la jornada laboral diurna (que antes iba hasta las 10 p.m. y se redujo a las 9 p.m.) entró en vigencia en medio de las demandas de los sectores de trabajadores, para que se reconocieran los derechos laborales.

Julio Roberto Gómez, presidente de la Confederación General del Trabajo (CGT), calificó el hecho como “una conquista importante, sobre todo para trabajadores del comercio, que tienen turnos sucesivos en jornadas diurnas y nocturnas, para los trabajadores de la salud, de la hotelería, de la gastronomía, para los vigilantes”.

Pero para los gremios productivos, que se reconozca el recargo nocturno a partir de las 9 de la noche, ha representando una afectación, como lo afirma Juan Esteban Orrego, presidente de Fenalco en Bogotá. 

Le puede interesar¿Colombia debería regular los horarios laborales para tener más vida familiar?

Orrego señala que la afectación se presenta en sectores como “las empresas de vigilancia, las estaciones de servicios, los bares, los restaurantes, todos los que tienen actividad nocturna obligada, pero en general la mayoría de los comerciantes buscan evitar ese sobrecosto y eso ha terminado afectando los horarios de atención”.

El recargo nocturno significa el 35 % del valor ordinario diurno que devenga un trabajador, según lo dispone el artículo 168 del código sustantivo del trabajo. Devis Sarmiento, docente de Economía de la Universidad EAN, sostiene que incluso la extensión de la jornada laboral nocturna “incrementó los costos laborales de las empresas. Para algunos académicos, para el gobierno y para los gremios, esto ha afectado el nivel de empleabilidad de las empresas, incrementando el nivel de desempleo”.

Audio

[AUDIO] Jornada nocturna ampliada, dos años después

0:27 5:25

Para evitar el pago de recargo cambió la forma de contratación

Mientras para algunos la entrada en vigencia de la jornada laboral nocturna a partir de las 9 de la noche ha significado una ganancia y para otros una afectación, para una gran mayoría de trabajadores, que están entre quienes se beneficiarían de la norma, el cambio se percibe en las formas de contratación.

El médico Óscar Barbosa explica por qué la ley 1846 no mejoró su situación laboral pues en la prestación de los servicios de salud se ha optado por contratar al personal médico “mediante un modelo de tercerización, en donde el tercerizador se entiende directamente con el contratante que es el hospital y nosotros con el tercerizador, a modo de asociados partícipes”.

Diana Cubides trabaja en turnos de día y de noche como vigilante de una empresa de seguridad, pero le pagan el mismo sueldo. La diferencia es que en su contrato ella “trabaja dos días de día, cambia al turno de noche, trabaja dos y descansa dos”, a manera de compensación, por las horas nocturnas laboradas.

Más en¿Qué tan contaminado sigue el aire bogotano tras la emergencia ambiental?

Dos años después de sancionada la ley, aseguran los sindicatos la idea es buscar “llegar a la normalidad que sea la jornada diurna de 6 de la mañana a 6 de la tarde”, agrega Julio Roberto Gómez.

Con defensores y detractores, en lo que coinciden todos es que la ley 1846 de 2017 y la consecuente ampliación de la jornada laboral nocturna, han generado que los trabajadores conozcan y reclamen sus derechos.

Fuente

RCN Radio

Encuentre más contenidos

Fin del contenido