Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

fjbernal
Migrante Walter Coello
Walter Coello dejó a toda su familia en Honduras.
Foto: AFP

Luchando contra un creciente cansancio, la caravana de migrantes hondureños continúa su periplo por el sur de México camino a Estados Unidos, donde el Pentágono ordenará el envío de 800 militares al sur del país para ayudar en labores de seguridad fronteriza.

Los miles de migrantes partieron del municipio de Mapastepec, en el sureño estado de Chiapas. Su cuarta parada en territorio mexicano será Pijijiapan; un trayecto que les tomará siete horas caminando.

Todavía les faltan más de 3.000 km para alcanzar la frontera con Estados Unidos, según sus cálculos, que deben recorrer en un mes y medio aproximadamente. 

Entre los migrantes, Walter Coello, un ciudadano hondureño que va en una de las caravanas hacia Estados Unidos y quien relató en RCN Radio los duros momentos que atravesaba en su país y cómo pasan los días en la caminata.

"Hay personas que vienen amenazadas de muerte. En algunas familias querían reclutar (pandillas) a los jóvenes para que trabajen con ellos y cuando los padres de familia no quieren, son amenazados de muerte", dijo Coello.

En cuanto a su vida personal contó que durante 15 años manejó taxi en Honduras, pero una vez llegaron los 'Mara Salvatrucha' a cobrar "el impuesto de guerra", el trabajó se fue acabando.

"Son cuatro pandillas y no lo dejan trabajar a uno, y si uno trabaja es para ellos; la verdad es que ya no se puede vivir en nuestro país, está muy difícil la situación (...) muchas personas venimos con la idea de que nos den una visa humanitaria, una estadía, aquí en el estado de México, nosotros lo que queremos es trabajar independiente donde sea", agregó.

De igual modo, reveló que muchas personas que iban en la caravana se han regresado a Honduras, mientras otros se van uniendo. El hombre, quien está caminando desde el 12 de octubre, agradeció porque en medio de la caminata no les ha faltado los albergues, comida y medicamentos. 

Por último, calificó como una "farsa" los rumores que señalan que la marcha es apoyada con dinero de Venezuela.

El presidente estadounidense, Donald Trump, cuyo discurso antiinmigrante es una de sus principales banderas políticas, dijo este jueves que con militares enfrentará la "emergencia nacional" que, a su juicio, representa esta caravana.

"Voy a sacar a los militares para esta emergencia nacional. ¡Serán detenidos!", tuiteó el mandatario, quien días atrás amenazó con cancelar la ayuda al desarrollo en Centroamérica si continúan las caravanas migratorias y exigió a México detener su paso.

Audio

Habla Walter Coello, migrante hondureño

0:27 5:25
Fuente

RCN Radio y AFP

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.