Cargando contenido

Los niveles más altos de flúor en "agua y sal" se registran en cuatro regiones del país

Una estricta vigilancia mantienen las autoridades de salud en el país, por los elevados niveles de flúor que se estaría presentando en agua y sal, dejando graves efectos de fluorosis dental en las comunidades del Huila, Valle del Cauca, Bogotá y Cauca. 

La evaluación en este año permitió conocer que ya se tienen 1.153 casos expuestos en 21 departamentos del país, donde las autoridades de salud adelantan una estricta vigilancia, debido a los graves efectos que se podría ocasionar en la salud de las personas que no logran tener un tratamiento oportuno. 

El Instituto Nacional de Salud en el informe epidemiológico, precisó que el índice colectivo de "fluorosis dental" realizado en 2017 presentó un incremento del 0,6 % lo cual indica un riesgo para la salud pública. 

En el monitoreo químico de flúor en agua, se detectó que el 2,8 % de los municipios en Colombia presentaban riesgo por exceso, teniendo en cuenta que el 30 % de las muestras se localizaron en área rural; y el 22 % fueron de agua sin tratar, específicamente en regiones como Aguachica, Cesar y la Ciénaga, Boyacá. 

Mientras que la vigilancia de flúor en sal realizada en expendios por las entidades territoriales indicó que el 4,9 % de los municipios del país, presentaban riesgo químico por exceso de flúor. Los niveles más altos se identificaron en "Chitaraque", Boyacá y en Santa Marta. 

Los graves efectos que deja el flúor en la salud de las personas están enfocados en áreas descoloridas de los dientes, lo cual se puede apreciar rápidamente y que se suman a daños en los huesos y algunos órganos del cuerpo. 

 

Encuentre más contenidos

Fin del contenido